TIP 1 – estado de alerta – ¿y los perros?

No comments

Abrimos una sección de tips o consejos para darte durante el período de confinamiento. Para tu bienestar y para el bienestar de tu pelud@. ¡Para mantener una buena convivencia!

Entre todos, personas y animales, vamos a conseguir que éste sea un momento para conocernos más, para descubrirnos, para interesarnos por nuestros compis de 4 patas que posiblemente acusen tanto como tú el confinamiento, aunque de diferente manera, tenerte encerrado en casa prácticamente 24h al día, no salir para jugar con sus camaradas, para olfatear el mundo ni para darse unas carreras. ¡Vamos con el primero!

TIP 1  – Aprovecha el confinamiento para…

DAR UN MASAJE A TU PERRO DIARIO

Mejora el vínculo, alivia tensiones de ambos, destensa sus músculos, incita a la calma, pasa un ratito agradable…

¿Cómo lo hago?

Es sencillo, aunque para que de verdad sea un masaje relajante tenéis que tener en cuenta ciertas pautas. Por ejemplo…:


  • Busca un lugar tranquilo donde os sintáis a gusto los dos. Nada de cosas que se muevan o se caigan; nada que pueda darle miedo a tu perro o generarle mucha activación.
  • Elige el momento del día ideal, ese en el que no tengas nada en mente para hacer y en el que tu perro no esté al máximo de su actividad diaria. Evita los momentos de siesta en profundidad. Queremos un momento especial que podáis disfrutar ambos.
  • Comienza acariciando su pecho o detrás de sus orejas, muy despacito. Tan despacito y suave que haya que fijarse bien para saber que, realmente, estás moviendo los dedos. La presión justa, acariciando los pelitos que sobresalen más que el resto.
  • Poco a poco vas a ir acariciando el pecho, la tripa, el lomo, las patas… observando siempre la presión necesaria para que le resulte placentero.
  • Puedes acariciar la cabeza, sorteando los ojos y la nariz, cuando esté en un profundo estado de relajación.

¿Qué tengo que evitar?

Para que el masaje sea relajante de verdad, debes evitar lo siguiente:

  • Correr demasiado. Si tienes prisa o algo más en la cabeza para hacer, no es vuestro momento.
  • Obligarle a permanecer contigo. El éxito sera que, pudiendo elegir, se quede contigo disfrutando de tus caricias.
  • Acariciarle a contrapelo o con demasiada intensidad, pues eso hará el efecto contrario, y le podrá en modo de juego o activación, más allá de relajarle.

¿Sabías que…?

… si te mides la frecuencia cardiaca antes y después de haber estado acariciando a tu perr@ durante 5 minutos habrá bajado una media de 2 puntos? ¡Haz la prueba!

Prueba a dar un masaje a tu perro cada día, y vuestro vínculo se hará cada vez más fuerte.



Miriam SainzTIP 1 – estado de alerta – ¿y los perros?

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.