¿Sabías que las heces de tu perro muestran su estado de salud?

No comments

¿Por qué las heces del perro son más importantes de lo que parece? ¿Por qué tenemos que recogerlas siempre? ¿Por qué los compañeros humanos de los peludos deberíamos fijarnos en la forma, color y olor de los excrementos de nuestro compañero? Las respuestas en el artículo de hoy. Te aseguro que te vas a sorprender

La importante tarea de recoger las heces de la calle

Todos los seres humanos que queremos vivir en comunidad de forma respetuosa y responsable sabemos bien que no podemos dejar tirada la caca del perro allí donde caiga.
Somos conscientes de que “plantar pinos” perrunos es un acto natural, pero que recogerlos también debería ser tan natural como respirar.

Debemos recoger las heces del perro de la calle por muchas razones, por ejemplo:

  • Evitar que alguien las pise y se le amargue el día y el calzado.
  • Facilitar la convivencia con los vecinos que no soportan a los animales.
  • Evitar suciedad, olores y plagas de moscas hambrientas.
  • Prevenir que otros perros enfermen olfateando o comiendo las heces.

Y este último punto, el de evitar que los perros enfermen al entrar en contacto con los excrementos perrunos es uno de los más importantes y el que nos lleva al siguiente apartado del artículo de hoy: el significado “oculto” de las heces.

El significado “oculto” de las heces

La forma, color, aspecto, textura y olor de las heces de los perros nos informan del estado de salud de nuestro peludo. Estas heces no son solo desechos que hay que recoger y depositar en la papelera correspondiente. También son mensajes que nos envía el cuerpo de nuestro perrete para advertirnos de que algo “va mal” o, por el contrario, de que nuestro compañero de vida está en un excelente momento de forma física y mental.

¿Cómo debe ser el excremento “normal” de un perro sano, equilibrado y feliz? Toma nota:
Consistencia firme sin llegar a ser cantos rodados. Unos excrementos sin forma pueden indicar trastornos gastrointestinales, pero una caquita excesivamente dura también puede ser síntoma de deshidratación.
Contenido bien triturado y sin presencia de restos identificables de alimentos (restos de hueso, carne, pienso etc.), bolitas blancas extrañas (que pueden ser gusanos en formación), restos de mucosidad, etc.
Aroma “normal”. Cuando convives con un perro, enseguida sabes cómo huele normalmente su caca. Si ese olor cambia, si se vuelve demasiado penetrante, fuerte o recuerda al olor de la sangre, atención, ese es otro de los síntomas que te advierten de que toca ir al veterinario.
Color marrón oscuro. Que las heces sean negras como el carbón puede indicar que contienen sangre. Este síntoma es serio así que, si lo adviertes, pide cita cuanto antes en tu veterinario de confianza.

Como suele suceder, las heces de los perros son una de las mil y una formas que tiene tu peludo de contarte cómo se siente. Los cambios en la consistencia, contenido, aroma y color de las heces de un perro son síntomas de que algo no va bien, mensajes de alerta que pueden ir acompañados de otros síntomas más o menos evidentes: cambios bruscos de comportamiento, falta de apetito, excesiva apatía, nerviosismo, problemas para dormir bien, enfados repentinos, pérdida de peso, falta de interés por jugar con sus amigos del parque, etc.

Como ves, las heces del perro son más importantes de lo que parece ¿verdad? ¿Qué opinas? ¿Conocías toda esta información? Nos encantaría que nos dieras tu opinión.

Marta Barrero¿Sabías que las heces de tu perro muestran su estado de salud?

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.