Mi perro tiene miedo a salir a la calle

103 comments

Convivir con un perrete que tiene miedo a salir a la calle, es un problema al que muchas personas tienen que enfrentarse varias veces al día. Y llega a ser tan incomprendido, que resulta muy frustrante y agotador.

A lo largo de las próximas líneas, analizaremos cuáles pueden ser las causas de que tu perro tenga miedo a salir a la calle, y te daremos pautas para ayudar a que esta situación cambie.

El mito de que todos los perros deben pasar mucho tiempo en la calle

A veces se intentan proponer soluciones a un problema global, que sin embargo deja fuera de la estadística a un montón de individuos concretos a los que se les trata como a la mayoría, y que sin embargo tienen necesidades especiales. y el problema de que un perro tenga dificultades para salir a la calle, es un claro ejemplo de esto.

Los perros necesitan salir a la calle, y ejercitarse, además de socializarse con el entorno y con sus congéneres, interactuar con el mundo que les rodea. Tres veces al día con un mínimo de 20-30 minutos cada una, es lo mínimo que podemos pretender que nuestros perretes salgan al exterior a un lugar diferente del que pasan el resto del día. Y esto es así para perros sanos que no presentan ningún problema al respecto.

Sin embargo hay muchos perros que son obligados diariamente a hacer los mismos paseos, e incluso más largos, a propósito de sus dificultades, cuando están en una situación de bloqueo por el miedo o la inseguridad, que no están siendo ayudados a superar.

Perro en el sofá

Salir a la calle tiene que ser la puerta a conseguir percibir un montón de estímulos neutros o positivos en una actitud tranquila o alegre. La curiosidad y el análisis de información deberían ser una constante en los paseos de nuestros perros, además de poder disfrutar del aire libre y el ejercicio sano.

Si tu perro no se encuentra en el círculo de esos perros felices por estar dando un paseo en la calle, en el parque, o en el campo, ahora es un buen momento para que pares y analices qué es lo que está pasando y cómo puedes ayudarle.

¿Por qué puede tener miedo un perro a salir a la calle?

Hay muchos motivos que pueden llevar a un perro a no querer salir de casa. y, de hecho, no todos tienen que acarrear miedo.

Los motivos pueden dividirse en tres:

  • Miedo a lo desconocido: el mundo de puertas para afuera de casa puede ser considerado como un lugar hostil. Los ruidos de la calle, la gente yendo y viniendo, grandes vehículos pasando a gran velocidad o simplemente no saber si existe un refugio seguro en el que poder cobijarse para ver pasar el mundo a su alrededor.
  • Miedo a que se repita algo conocido: cualquiera de los ejemplos anteriores que hayan producido susto o miedo, es motivo para que el perro no quiera volver a repetir esa situación. Perros comportándose de manera inadecuada aunque ni siquiera hayan estado cerca de él o lugares en los que haberse sentido desamparado, sonido de petardos o ruidos de obras… Algo le ha resultado tan aterrador, que es incapaz de superarlo dejando a sus espaldas la seguridad de su casa.
  • Incomodidad, dolor, malestar… Hay perros que se sienten enfermos o doloridos y no quieren gastar sus energías en tener que salir a la calle. Además, un mal manejo de correa también puede representar un conflicto para el perro que prefiera esconderse debajo de una cama antes de tener que pasar por continuos tirones u obligaciones constantes en un paseo que se convierte en todo menos divertido. Incluyo dentro de este apartado la lluvia o el vuiento, que pueden generar inseguridad pero con frecuencia, también incomodidad.

chiuahua en la calle

Ofrece alternativas a la calle

¡Pero el perro necesita salir a la calle!
O bien necesita que gastes el tiempo que usarías en hacer esa salida, en preocuparte porque pueda ejercitarse física y cognitivamente, además de fortalecer vuestro vínculo, que pueda usar como apoyo en futuras salidas. Los juegos de olfato y la propiocepcion, son siempre una fantástica alternativa, así como los que podemos usar cuando el tiempo no acompaña y no tenemos posibilidad de sacar a nuestro compi canino el tiempo habitual.

Si tu compi es de los que tienen dificultades para pasar por un lugar concreto de la calle, o si es precisamente por el único lugar posible de acceso al exterior, te aconsejo que le montes en el coche y le lleves a un lugar más tranquilo o apartado.Hay algunos perros que tienen verdaderos problemas con la zona más urbana, pero que se sienten cómodos en medio de un descampado o en el campo.

Encuentra el porqué de su miedo

Frases como «a mi perra se le pira la pinza» o «es un cagón» no ayudan nada a solucionar el problema. Más bien denotan poca empatía por un animal que no consigue sobreponerse a una situación complicada.

Para encontrar el porqué de su miedo no hay que exponerle de repente a un montón de cosas que le incomodan o le asustan, o que podrían hacerlo. Es más bien un ejercicio de hacer memoria y no de agravar el problema para comenzar a solucionarlo. Recuerda frente a qué momentos, lugares y situaciones ha podido tener una reacción de este tipo y busca un patrón común sobre el que poder ponerte a trabajar.

Justificar su situación poniendo una etiqueta de «es que es así» tampoco hará que las cosas mejoren. Tu perro tiene problemas y es tu responsabilidad encontrar la forma de ayudarle.

perro en casa con la correa puesta

Ofrece soluciones a sus miedos

Los miedos son una tarea tediosa de erradicar. Empoderar a un perro requiere experiencia y cada paso cuenta para que sean hacia delante, y no hacia atrás.

En este blog siempre damos consejos y alternativas para que cada familia pueda llevar a cabo la propia educación de sus miembros peludos, pero en este caso he de confesar que la mejor opción que tienes es valerte de un/a profesional que evalúe tu caso y pueda acompañaros en el proceso. Los pasos en falso se suelen pagar a costa del bienestar de los perros.

Miriam SainzMi perro tiene miedo a salir a la calle

Artículos relacionados

103 comments

Join the conversation
  • Reyes - 20 de agosto de 2019 reply

    Hola, tengo una pastora alemán q en diciembre hará 3años. Un día para otro, al salir a la calle, empezó a tener miedo a todo, sobre todo a los bloques de pisos. Hace 1año que le pasa. He probado con varios entrenadores y sin resultado. No sabemos que pasó para que le entrara ese miedo de repente. Es muy frustrante salir con ella de paseo pk ambas partes lo pasa mal. Antes de ese día, no había problemas con el paseo y ahora es muy miedosa. Si saben de alguna pauta se lo agradecería. Gracias

    Miriam Sainz - 20 de agosto de 2019 reply

    Hola Reyes, ¿habéis comprobado que no tenga dolores a nivel veterinario?
    ¿celos por aquella época, cambios de domicilio o de rutinas?
    Es raro que las cosas se den sin más, aunque no es imposible, por supuesto. Es cierto que saber el por qué nos ayuda enormemente a cambiar una conducta, pero no es imprescindible.
    En realidad, no te puedo dar pautas específicas para vosotros si no os tengo delante y hacemos una valoración concienzuda de la situación. Puedo decirte no obstante, que es con cariño y paciencia como se solucionan las cosas. Tendrás que hacer un trabajo grande de desensibilización, valorando los tiempos en la calle y aumentándolos según necesites.
    Y, lo primero de todo, hasta que te pongas en marcha (¡ayúdate de una persona profesional!), lleva en coche a tu perra a lugares donde no la de miedo: el campo, el parque… zonas sin edificios ni ruidos o movimientos que la generen esa desconfianza.
    Los miedos a salir a la calle no son poca cosa, pero es imprescindible tratarlos porque condicionan la vida de toda la familia.

    Rafa - 2 de abril de 2020 reply

    Hola, soy Rafa, mi perro tiene miedo a salir a la calle, y creo que es porque le dan miedo coches, motos y vehículos en general (todo lo que produzca ruido grave)… Recuerdo varios episodios en los que se ha asustado mucho y ha querido volver a casa corriendo (los sacó a pasear a un descampado al lado de mi casa)… También se asustó mucho una vez que íbamos paseando cerca de las vías del tren, y cuando se acercaba huyó del tren… A ver si alguien puede recomendarme algo. Gracias

    Miriam Sainz - 13 de abril de 2020 reply

    Hola Rafa, gracias por tu mensaje.
    Tienes que realizar una desensibilización con tu perrete. No es fácil explicarte cómo, y mucho menos sin veros, pero no es mala época esta del confinamiento para trabajarlo y prepararle de nuevo para «la normalidad» del trasiego de coches y demás.
    La idea es que calcules a qué distancia puede tolerar qué vehículo (entiendo que cada tipo será diferente) y ver qué le puedes ofrecer (comida, juego) que sea capaz de captar su atención. Nunca trabajarlo cuando la distancia sea tan corta (sean 5 metros o 50m) que tu perro muestre miedo. Siempre deberás respetar el umbral donde haya confianza y una cierta seguridad, e ir avanzando poco a poco, con situaciones más complicadas y alternar con otras más sencillas.
    Te recomiendo nuestro servicio virtual para comenzar a encaminarlo, y que aproveches este momento para ponerle las cosas más fáciles: https://www.sentidoanimal.es/seguimiento-online/

  • Laura - 27 de agosto de 2019 reply

    Hola! Hace unos días adopté a un cachorro de casi 3 meses. El perrito siempre habia estado en casa con su madre y hermanos hasta que se vino a la mía. El otro día probé a sacarlo a la calle y la situación fue un poco dramática, el animal tiene miedo de todo. Se asusta de los ruidos, los demás perros… y se sienta cada 2×3 porque no quiere seguir caminando. He probado a sacarlo de nuevo y la situación se repite siguiendo más o menos el mismo patrón. Es cierto que cada vez admite más el pasear con la correa (al principio le tenia pavor) pero es ver a cualquier otro perro y empezar a llorar y gruñir. No sé qué hacer

    Miriam Sainz - 3 de septiembre de 2019 reply

    Hola Laura.
    Necesitas ayuda profesional. Nosotras podemos ofrecértela presencial o virtual, pero es importante que le des al cachorro el tiempo que necesite para sentirse cómodo en la calle.
    Olvida el paseo como ir del punto A al punto B, y trabaja con el peque que pueda observar, aunque sea al lado del portal, otros perros y estímulos.
    Te invito a venir a nuestras clases de cachorros http://www.sentidoanimal.es/escuela-animal/escuela-de-perros/cachorros/ y salidas de socialización http://www.sentidoanimal.es/escuela-animal/escuela-de-perros/salidas-de-socializacion-canina/
    Necesita aprender que el mundo no es hostil, y es importante que lo haga aún siendo cachorro, y cuanto antes.

  • Carmen - 7 de enero de 2020 reply

    Hola, veo que mi perrita no es la única con miedo a todo lo que hay en la calle, cuando hay que sacarla la tienes que buscar por casa, es un sufrimiento para ella y para mi verla así, pienso que le puede coger algo porque el corazón le va a mil, nunca a consentido coger premios fuera de casa ni beber ni de mi mano, solo es feliz en casa, la adoptamos cuando tenía 4 meses y a finales de Mayo ará 3 añitos, es una podenquita de 6 kilos, si pudierais decirme como ayurla lo agradecería mucho, un saludo

    Miriam Sainz - 7 de enero de 2020 reply

    Hola Carmen, en efecto, hay muchos perros que tienen problemas a la hora de salir a la calle y normalmente las personas que viven con ellos piensan que salgo completamente extraño y único, pero no es verdad.

    ¿Has probado alguna de las cosas que planteamos en el artículo? ¿Has buscado ayuda profesional?

    Ro - 1 de septiembre de 2021 reply

    Hola Carmen, cómo estás ? me gustaría saber como sigue tu perrita? perdió el miedo de salir a la calle? Te lo pregunto porque el mío (mestizo de 3 años, rescatado de cachorro) sufre lo mismo, simplemente le da pánico la calle (parque, plazas, etc), no lo podemos tener sin correo porque de forma instintiva intenta correr por su vida. Agradecería si me pudieses contar tu experiencia. Saludos

    Emma Martín - 8 de septiembre de 2021 reply

    Hola que tal? leyendo vuestros comentarios, llevo 10 meses con una medio podenca yo creo , que tiene pánico, de donde me la dieron no saben nada de el porqué y siquiera se creen que tenga este problema.
    la he llevado a adiestrador, el deporte la viene bien , bici correr pq va centrad@ en caminar rápido o correr, no come tampoco en la calle, quizá procurarle pasar un poco de hambre en algunos momentos,para que fuera quiera comer, parar y sentarla cuando este teniendo el proceso de pánico, unos minutos para que se calme, la he llevado a alguna guardería para q interactúe con perros y personas y la saca un chico para lo mismo,hay que intentar que relaccione jugar o cosas prestosas o palabras alegres…es mucho desgaste mental y económico a veces, yo misma cuando tenga tiempo me pondré a ver si la adiestro yo y trabajo con ella, pero es muy complicado y quizá estos perro necesiten una finca y no una ciudad y buscarles dueños q los quieran tb con una casa mas tranquila, o si teneis la posibilidad de de cambiar vosotros de domicilio.. mejor.
    muchas cosas no han valido de nada, pero a ver como evoluciona un poco más. si alguien puede aconsejarme 647500140. Emma

    Miriam Sainz - 13 de septiembre de 2021 reply

    Hola Emma, lammento leerte.

    Hay cosas que comentas que me sorprenden y me entristecen. Por ejemplo, que la dejes pasar hambre para que coma en la calle. Lo primero, ¿tanto necesitas que coma en la calle? Y si lo que quieres es que deje de tener miedo, no lo hará porque coma en la calle. Es al revés, necesitas solucionar su problema para que sea capaz de comer, pero comer no significa que el problema esté resuelto.

    Cuando tenga pánico, ¡márcharte a donde ella necesite que vayas! Eso pasa por no estar muy lejor de tu coche, de tu casa, de un lugar seguro para la perra. «A las bravas» no vas a conseguir que deje de tener miedo; como mucho, que deje de exteriorizar su miedo, nada más.

    Confío en que déis con alguna persona profesional que busque únicamente un condicionamiento, sino recuperar un estado emocional saludable y sano de tu perrina.

    Y mucho ánimo porque, efectivamente, es mucho desgaste cuando los perretes tienen problemas y tenemos que ayudarles. ¡Sé fuerte!

  • gpe alejandra gonzalez hdz - 10 de enero de 2020 reply

    tendo una pastora velga mallinois de 3 años aprox recogida de una avenida a los 2 meses y muy maltratada tenia su cabecita llena de bolas por los golpes y su ocico sangrado tamien por golpes la lleve al veterinario y me quede con ella dandole mucho amor supero su miedo porque se orinaba cada vez que la tocabamos y todo iba bien hasta que hace aprox 15 dias note que le tiene pavor a los carros y ya no quiere salir quiero decirle que siempre la saco a las 6 de la mañana y todavia esta oscuro y no hay gente ni trafico y no hay probema pero este empieza cuando ya es de dia y hay trafico yo la traia suelta porque tiene ya mucha fuerza y la verdad no puedo con ella- podria aconsejarme como puedo ayudarla para superar esto

    Miriam Sainz - 21 de enero de 2020 reply

    Hola Alejandra.
    ¿Has probado a convencerla poco a poco? Olvídate de salir a hacer largos paseos y dale la oportunidad de sentirse segura a cada paso que de.
    Los paseos deberían reducirse a la mínima expresión, y siempre pendiente de que tenga experiencias neutras o positivas en ellos. Es decir, poca distancia, poco tiempo y lugares de estrés y ansiedad reducida, antes de comenzar a ampliar distancias (de la misma manera).
    Además, necesitas un gran trabajo de autoestima, autocontrol y seguridad en sí misma, que podrá ayudarte una persona profesional con experiencia.
    Saludos.

    Nayade - 23 de julio de 2021 reply

    Holaa, mi perrita tiene 8 años, es de raza dachshund y con familia hicimos mal de no sacarla a pasear regularmente , ella ama estar en casa, y nos cuesta sacarla a pasear. En el momento que estamos en la calle, empieza a llorar y ladrar todo el camino, lo cual nos hace devolvernos a la casa.
    Alguna idea o consejo que podamos llevar a cabo?

    Miriam Sainz - 19 de agosto de 2021 reply

    Hola Nayade.

    Necesitas hacer interesante la calle. Es normal que una perra poco habituada a la calle, prefiera estar en casa.

    Nunca la obligues a salir, solo hará que no quiera hacerlo. Mucha paciencia y ganad centímetro a centímetro de la calle, no esperéis hacerlo de un tirón. Una vez comience a salir, salidas muy cortitas y otra vez a casa. Asegúrate que nada malo le ocurre (ruidos, sustos, perros ladrando, etc.).

    Puedes probar ofreciéndole comida o juguetes, y algo que suele funcionar muy bien es simplemente dejar la puerta abierta y quedarte (el tiempo que sea necesario) sentada en la puerta o fuera, sin pedir nada ni esperar que haga nada. Poco a poco se acercará y entonces podrás reforzar con algo de comida o juego.

    ¡Cuéntame!

  • Mari Carmen Pareja Martín - 21 de febrero de 2020 reply

    Hola! Tengo un rotwailer de 3 años x problemas personales no esta acostumbradaacostumbrada a salir mucho y cuando nos vamos a pasear le ladra a las personas,coches,perros e incluso a casas muy altas y que estén pintadas con colores llamativos…que me aconsejas? Ella es muy buena y me gustaría que disfrutará de sus paseos y yo disfrutar con ella

    Miriam Sainz - 8 de marzo de 2020 reply

    Hola Mari Carmen.

    Creo que tú misma te constestas en tu mensaje… Si no está acostumbrada a salir, cualquier estímulo estraño le puede causar desconfianza y ponerse a ladrarlo.
    Ve poco a poco sacándola de nuevo, no la obligues a estar en la calle y haz una socialización concienzuda con los diferentes estímulos con los que se encuentre.
    ¡Cuéntanos cómo os va!

    Oscar - 3 de julio de 2021 reply

    Buenos días, tenemos una perrita de 3 años y desde el pasado 23 de junio en la berbena de San Juan la Taca a cambiado no quiere salir a la calle se nos sienta en medio de la carretera no anda la tengo que coger en brazos y pesa 25 kgs. la ves realmente que lo esta pasando muy mal y no hay manera que cambie antes era una naravilla la llevábamos al parque la dejábamos suelta etc… que podemos hacer para que vuelva todo a su normalidad
    Gracias

    Miriam Sainz - 24 de julio de 2021 reply

    Hola Óscar.

    Habría que ver qué pasó ese día, imagino que lleno de gente, petardos, hogueras… y ese no es lugar para que una perra esté sn un control continuo de sus emociones.

    Si viene por ahí, deberéis pasear por lugares diferentes, muy tranquilos, incluso llevando el coche para poder llegar a lugares más apartados y tranquilos. Necesita volver a confiar y sentir que tiene el control de la situación.

    No la obligues a salir, simplemente trata de convencerla. Pero si ella no quiere, ten paciencia.

    Paseos cortos y frecuentes, divertidos y por lugares tranquilos.

    Y cuéntanos qué tal vais.

    Un saludo.

  • Bibiana - 23 de abril de 2020 reply

    Hola,
    Soy bibiana, tengo un cachorro de 5 meses cocker, y tengo 2 dificultades. La primera, no he podido lograr que aprenda hacer sus necesidades en un solo lugar, utilice el periodico, galletas como premio, durante cinco meses y no ha sido posible. La segunda situacion, he iniciado llevarlo al parque, este es un lugar tranquilo sin embargo cuando ve o escucha ladrar perros, gente que pasa, cualquier ruido se asusta, todo el tiempo es con temor y se pega a mis pies muy asustado. Por favor si me pueden recomendar que hacer. Gracias

    Miriam Sainz - 29 de abril de 2020 reply

    Buenos días Bibiana y gracias por tu mensaje.
    Por lo que cuentas puede ser que las dos circunstancias estén relacionadas. Un perrete con muchos miedos rara vez hará sus necesidades en la calle, pues son momentos vulnerables que prefieren evitar. Lo hará cuando suba a casa y sepa que no hay peligro.
    Con este tipo de miedos necesitas ayuda profesional. Desde aquí podemos ofrecértela vía presencial (estamos en Madrid, España) u online.
    Ten paciencia y tendrás que trabajar su autoestima y confianza en vosotros y en él mismo para comenzar a trabajar sobre una buena base.

    Gilda - 1 de septiembre de 2020 reply

    Hola, soy Gilda.
    Hace unos meses adopte a un cachorro y ultimamente estuve teniendo el problema de que cuando quiero sacarlo a la pasear tiene miedo de hacerlo, simplemente se queda sentado en la calle y no quiere caminar. Creo que le asusta la idea de que lo estoy llevando al veterinario, ya que hace poco estuvo enfermo y estuvo recurriendo mucho allí.
    ¿Como puedo hacer para que mi perro pueda animarse a pasear sin tener que llevarlo en mis brazos, sino que camine por sus propios medios?

    Miriam Sainz - 3 de septiembre de 2020 reply

    Hola Gilda.
    Intenta cambiar de dirección, por si la está relacionando efectivamente con el veterinario (lo cual también deberías trabajar, y llevarle sin consulta para que le den unos mimos, unas chuches, y vea que ir allí no es sinónimo de problemas).
    Motívale con algo que le guste, ya sea juego, contacto social o comida, por ejemplo, y dale todo el tiempo que necesite. Ir corriendo o con el tiempo justo, sólo nos lleva a que el cachorro no llegue a sentirse seguro nunca. Evita manipularle y dale la posibilidad de tomar la decisión de investigar cuando lo decida.

  • monica - 24 de abril de 2020 reply

    Hola! hemos adoptado un braco de 7 años que llevaba muchos años en una protectora, lleva muy poco con nosotros pero le tiene miedo a todo, no sale de su cama y para sacarlo a la calle es un drama, empieza a jadear, se agacha, clava la uñas en el suelo… le aterra pasar por la puerta hacia el rellano…
    Hemos probado con premios, mimos, paciencia infinita esperando que de pasitos, pero no hay manera, una vez en la calle ya va mas relajado. Nos recomiendas forzarlo a bajar a la calle? vivimos en un piso y no hace sus necesidades si no baja! es capaz de aguantarse todo el día…
    Gracias!

    Miriam Sainz - 29 de abril de 2020 reply

    Hola Mónica, gracias por tu comentario.
    Tenéis una situación complicada porque el perro, efectivamente, no puede estar sin hacer sus necesidades. ¿Cuánto tiempo ha estado sin hacer sus necesidades?
    Poniéndome en situación, creo que en la protectora habrá tenido que hacer sus necesidades en el mismo sitio donde dormía, así que quizá aún no se sienta confiado en casa como para hacerlas.
    Si tenía tierra, ponedle tierra en el baño, la cocina o una terraza. Intentad asemejar un poco una parte de la casa a donde hacía sus necesidades.
    ¿Habéis probado a salir vosotros de la casa y dejarle con la puerta abierta? ¿Qué hace?
    ¿Podéis dejar la puerta abierta durante el día durante varios momentos largos para que pueda observar, aunque sea en la distancia?
    ¿Qué es lo que más le puede motivar en su vida?
    Estaría haciéndote un montón de preguntas…
    Si no queda más remedio, tenéis que forzarlo, pero agotaría todas las posibilidades de que hiciera, temporalmente, sus necesidades en casa.

    Desde aquí podemos ayudarte vía presencial (estamos en Madrid, España) u online. Dar el primer paso certero, requiere de una buena evaluación y actuaciones milimétricas.

  • Maria - 5 de mayo de 2020 reply

    Hola tengo 2 perros lobo checoslovaco mi hembra es feloz de salir a la calle pero el macho tiene un miedo atroz y con sus 50kg me resulta casi imposible sujetar la correa…ella le dobla la edad, así que hace todo lo ella hace, salvo pasear alegremente. Además, este miedo a provocado ya un par de conflictos con perros, me siento perdida y no se que puedo hacer ya tiene un año y medio y cada vez va a peor mil gracias

    Miriam Sainz - 13 de mayo de 2020 reply

    Buenos días María y muchas gracias por tu comentario.
    Lamentablemente los temas de miedos no son sencillos de atajar sin ver al perro y sin hacer un seguimiento donde poder ir dándote pautas según el avance en tu entrenamiento con él.
    No debes centrarte únicamente en el paseo por la calle, sino que debes buscar qué cosas del día a día le causan temor y apoyarte en alguien profesional que pueda elaborar un plan integral para su correcta evolución.
    Deberás fomentar ejercicios cognitivos que le hagan pensar, centrar su atención en algo placentero, flexibilizar su mente y hacerle ganar autoestima con ellos. El entrenamiento continuo de habilidades le ayudará a estar más tranquilo y confiado.
    Desde aquí, te puedo ofrecer nuestro nuestros servicios de manera presencial (no sé dónde te encuentras) o a través del seguimiento online.

  • Enrique Toribio - 12 de mayo de 2020 reply

    Hola….tengo un Podenco andaluz de cinco años que adopté hace unos meses que cuando vamos por la calle va continuamente volviendo la cabeza atrás como si algo le persiguiera y cuando hace esto suele pegar un tirón de la correa hacia delante….además se asusta mucho con los ruidos repentinos y cualquier vehículo de ruedas que venga desde atrás…. el resultado es siempre salir disparado hacia delante. Es muy estresante estar todo el rato reteniendo la correa cuando pega los tirones…y ademas no se si es lo mejor….¿podriais orientarme de alguna manera para conseguir que vaya un poco mas «confiado» cuando pasea conmigo por la calle?….los premios no sirven porque cuando estamos en la calle esta tan pendiente de todos los estímulos que recibe (como en guardia) que no hace caso de las golosinas.
    Muchas gracias de antemano por vuestra ayuda

    Miriam Sainz - 13 de mayo de 2020 reply

    Muchas gracias Enrique por su comentario.
    Tienes un perrete que necesita mucha paciencia, mucho cariño, y sobretodo, mucha confianza en sí mismo y en ti como persona de referencia.
    Por eso es importante que le acompañes en el proceso de cambio.
    Es normal que un perrete con mucho miedo no coma, pues tiene el estómago cerrado (su cuerpo no se puede permitir llevar la sangre al estómago, pues la necesita para correr o defenderse). No deja de ser diferente a lo que nos ocurre a nosotros, los humanos.
    Necesitas hacer un trabajo integral y no únicamente fijarte en el paseo.
    Como comentaba a otra persona hace unos minutos,podrás hacerlo trabajando ejercicios cognitivos que le hagan pensar, centrar su atención en algo placentero, flexibilizar su mente y hacerle ganar autoestima con ellos. El entrenamiento continuo de habilidades le ayudará a estar más tranquilo y confiado.
    Te puedo ofrecer nuestro nuestros servicios de manera presencial (no sé dónde te encuentras) o a través del seguimiento online.
    Aprovecho para recomendarte otro artículo que creo que te puede interesar: 4 formas de apoyar a un perro con miedos.

  • Jorge - 9 de junio de 2020 reply

    Justo el día en que inicia el estado de Emergencia en España llega mi perrito a casa un Shih Tzu, para ese momento era un cachorro de 3 meses, no pudimos salir los primeros días debido a la cuarentena, así que siempre estábamos encerrados en casa, nos daba mucho miedo sacarlo ya que no hay información clara sobre el COVID19 en los perros. Pasados 2 meses hemos querido sacarlo y no ha sido posible que el salga con agrado, siempre sale con miedo, no disfruta su paseo, cualquier ruido lo asusta, si una persona pasa junto a el también se asusto y su reacción siempre es botarse al piso y temblar.
    Tampoco quiere hacer pipi y caca fuera, sigue haciendo solo en casa en su empapador, hemos intentado quitarle el empapador por varias horas y sacarlo a ver si hace afuera pero tampoco, prefiere aguantar hasta que su empapador este nuevamente en el lugar.
    Nos frustra mucho esta situación, no nos gusta verlo así y nos gustaría que disfrutara cada paseo con seguridad y que hiciera sus necesidades fuera.

    Miriam Sainz - 13 de junio de 2020 reply

    Hola Jorge.
    Muchísimo tiempo para un perro de la edad que tiene sin salir a la calle.
    Ya tres meses es una edad muy al límite para su primer cambio, pero además ha perdido una importante etapa de socialización.
    Necesitas ayuda profesional para revertir esta situación. Puedes apoyarte en nosotras, pues ofrecernos servicios presenciales y online, o buscar algún/a profesional que trabaje con respeto.
    Mira alguno de los socios que tenemos sobre los miedos:
    https://www.sentidoanimal.es/?s=Miedo

  • Romina Pérez - 18 de junio de 2020 reply

    Hola qué tal. Hace unos tres días mi perrita de dos años y yo salimos a dar el paseo de la mañana. Todo iba bien como de costumbre cuando escuchó un sonido de un camión que no le gustó. El camión no estaba tan cercano a ella pero si próximo y la asustó mucho. Quiso regresarse a casa de inmediato, jalaba muchísimo y se notaba desesperada. Todo ese día estuvo con miedo de los ruidos fuertes y en sus siguientes dos salidas a la calle era casi imposible hacerla caminar estable. El día de ayer y hoy lo mismo. Camina tres pasos y ya quiere regresarse a casa. Al ser un perro grande cuesta mucho más controlar esa fuerza con la que jala. No sé que soluciones brindar ya que ella siempre ha sido una perrita que le encantaba salir a dar paseos y ahora parece que le aterran. Por favor, agradecería mucho alguna guía de como tratar este problema. Muchas gracias.

    Miriam Sainz - 24 de junio de 2020 reply

    Hola Romina.
    No la obligues a dar esa vuelta. Es preferible que salgas más veces durante mucho menos tiempo a que intentes que consiga hacer una vuelta más larga.
    Necesita volver a confiar que su integridad no está en peligro, y debe pasar porque confíe en que la llevarás a un lugar seguro cuando lo necesite.
    Poco a poco, desensibiliza la calle con cosas que la gusten, pero para ello tendrás que haber trabajado mucho la confianza en ti, y comienza a ganar pasitos hasta que puedas dar un paseo como antes.
    Siempre deberás llevarla por lugares donde no haya coches o ruidos que la puedan molestar (quizá sacándola en coche a un lugar más tranquilo) para ir normalizando otros ambientes progresivamente, y cuando esté preparada.

  • Laura - 24 de junio de 2020 reply

    Hola!
    Hace un par de días acogí a un perro de 7 años que estuvo en el refugio durante toda su vida,pero a pesar de eso es un buen perro. El problema está cuando tengo que sacarlo a la calle. Ayer por ejemplo,no tuvo ningún problema en salir pero hoy se ha quedado petrificado y no sé porqué y me resulta muy frustrante no saber cómo ayudarle. Es cierto que lleva pocos días en casa pero me preocupa. ¿Me podrían orientar de alguna manera?

    Miriam Sainz - 24 de junio de 2020 reply

    Hola Laura.
    Lleva poquísimo tiempo en tu casa. Un perrete que lleva toda su vida en un refugio y con 7 años sale al exterior, habrá perdido tantísimos estímulos en su vida que tendrás que enseñarle el mundo poco a poco.
    Tienes que pensar en él como un cachorro, pero con personalidad de perro adulto. Mostrarle las cosas nuevas con períodos de tiempos cortos, siempre con consecuencias positivas. Si se asusta y quiere vlver a casa, acompáñale. Aún es posible que no sepas qué le gusta, que es lo que más le gusta y que es aquéllo a lo que no se puede resistir, así que tiene un trabajo largo de observación.
    No le sobreestimules, pero haz que cada situación merezca la pena.
    Pasa tiempo con él y gánate su confianza 100%. Y con esa base, podrás mostrarle más mundo y más situaciones, sabiendo que puede sentirse seguro a tu lado.

  • Carlos Ordinola - 9 de julio de 2020 reply

    Hola, tengo un American bully de 6 meses y la adopte por qué estaba siendo maltratada y la mayoría de ese tiempo solo estuvo en su casa encerrado con otros perros de su raza, cuando la quiero sacar no quiere bajar las escaleras y la tenemos que cargar y ahí recién sale, aparte que un día me fui al parque con mi perro y apareció otro perro de su raza que la asustó por solo olerle, y ahora solo sale por la cuadra de mi casa y ya no quiere ir más para el parque u otros sitios, ¿que puedo hacer?

    Miriam Sainz - 11 de julio de 2020 reply

    Buenas tardes Carlos, y gracias por tu mensaje.
    Tienes que trabajar la socialización de tu perrete por un lado, y la densibilización a la calle, por otro.
    No le bajaría en brazos las escaleras, sino que intentaría convencerle (¿comida, juego?) o incluso bajarle en ascensor si tienes posibilidad.
    ¿Has valorado si quiere regresar a casa cuando en su paseo no se junta con ningún otro perro?
    ¿Coge comida en la calle o juega contigo?

  • Ercik - 17 de julio de 2020 reply

    Hola, llevamos nuestro poodle a la peluquería y desde ese día que se resiste a salir de casa. Nos dimos cuenta que, además, le cortaron sus bigotes, y según he leído y nos han comentado, eso podría haberlo afectado. En casa anda desanimado y ni quiere jugar, solo come, bebe y duerme.
    Gracias por vuestra ayuda.

    Miriam Sainz - 20 de julio de 2020 reply

    Hola Ercik.
    Mucha paciencia, no le obliguéis y hacer juegos con él que no requieran mucho movimineto, pero que sean sencillos y con los que tenga que pensar un poco.
    Trabajad poquito a poco salir a la calle con lo que más le guste, pero dadle su tiempo.

  • Erick - 18 de julio de 2020 reply

    Hola, mi perro después de ir a la peluquería volvió extraño. Ya no quiere salir a pasear e incluso no juega en casa, solo quiere estar acostado. En uno de los paseos nos comentaron que podría ser porque le cortaron sus bigotes.
    Agradecería si ayuda.

  • Carol - 25 de julio de 2020 reply

    Hola, adopte una cachorrita de 3 meses que encontraron en un basurero y por el tema de las vacunas (que en mi pais son como 3 dosis y que no la puedo dejar caminar por la calle) y la pandemia no la he podido sacar a la calle mucho tiempo, al sacarla alzada a la calle, a penas salgo de la puerta de mi casa no para de temblar, y estar en alerta. Si la pongo en las escaleras de mi edificio no se mueve, se acuesta y empieza a llorar. No se si conviene sacarla a dar paseos alzada varias veces o que hacer, te agradezco tu ayuda.

    Miriam Sainz - 9 de agosto de 2020 reply

    Hola Carol.
    Sácala varias veces al día, siempre al mismo sitio cercano al portal y con tiempo para que observe.
    Si tienes terraza exterior o ventanas, harán un buen papel.
    Si se ha juntado con algún otro perro más, puede que le sirva de apoyo para comenzar a socializar la calle.
    ¿Has probado a llevarla en coche? También te puede ayudar que vea el exterior desde una zona segura (y si no, igualmente puedes trabajar el transportín para que sea una buena herramienta ne la calle, como lugar seguro desde el que comenzar a explorar).
    ¡Cuéntanos!

    Iraide - 7 de octubre de 2020 reply

    Hola!
    Hace 13 días trajimos a casa un perro de 4 años. Llevaba 3 en la perrera. Al principio a la calle sin problema pero ahora se niega a bajar las escaleras y salir del portal. No tiene miedo en la calle ya que está tranquilo, olfatea, corre, hace caca… Pero lleva una semana en la que está siendo imposible sacarle. Empezamos a tirar de la correa y nada, ayer con un hueso conmigo bien al mediodía y tarde pero a la noche fue totalmente imposible.
    Alguna recomendación?
    Muchas gracias

    Miriam Sainz - 13 de octubre de 2020 reply

    Buenos días Iraide.

    Lo primero que me viene a la cabeza tras leer tu comentario es que nunca obligues alberete a bajar a la calle y no lo hagas desde luego tirando de la correa.

    Que de momento el motivo pueda ser incomprensible para nosotros no significa que no haya un motivo por el que no quiere bajar.

    Por otro lado coma sin ver la situación y poder analizar en detalle que es lo que ocurre me resulta imposible hacer una valoración. Sí te puedo dar pautas generales para que además puedas ir analizándolo tú, cómo que efectivamente anotes los horarios en los que le cuesta más, qué ocurre cuando baja a la calle (juego, perros, olores…), Si le cuesta más bajar en días de aire, lluvia, o alguna otra circunstancia específica, si le cuesta más o menos bajar según las cosas previas que hayan ocurrido en casa, si puede tener dolor o malas visión…
    Saca patrones, y a partir de ahí se puede empezar a cambiar su conducta.
    No obstante 13 días es muy poquito tiempo para la adaptación de un perrete que lleva 3 años en una protectora con unas rutinas – o no – determinadas.
    Si sigue costándote encontrar ese patrón, nosotras podemos ayudarte de manera presencial (Madrid, España) o de manera online, busca alguien profesional que puedo hacer una valoración y ayudaros.

  • Natalia - 15 de agosto de 2020 reply

    Tengo un perro adoptado desde hace 7 años. Hasta hace unos meses todo iba bien, un perro alegre, juguetón y que le gustaba salir a la calle. De pronto la cosa empezó a cambiar y ahora teme salir a la calle. Le pasa por la mañana, creemos que es porque empezaron a hacer obras cerca de casa y el ruido de los camiones al pasar y los hierros le dan miedo. Incluso antes de que empiecen a trabajar ya está en casa temblando y al bajarle a la calle hay que empujarle para que salga del portal y no aguanta ni 5 minutos fuera. Después se tira toda la mañana con el rabo agachado y con el mínimo ruido (aunque no sea de la obra) empieza a temblar. Así es todos los días todas las mañanas excepto los fines de semana. Qué puedo hacer?

    Miriam Sainz - 18 de agosto de 2020 reply

    Hola Natalia, gracias por tu mensaje.
    Hay varias cosas que se me vienen a la cabeza:
    – intenta bajarle mucho antes de que comiencen las obras, de tal manera que para cuando comiencen, lleve bastante tiempo en casa.
    – cambia el recorrido para alejarte lo más posible de la zona de conflicto, haya o no haya obras. Incluso le sacaría en coche a un lugar muy alejado por las mañanas.
    – dentro de casa, baja persianas, cierra puertas e intenta minimizar el ruido con música.
    – prueba a ver si quiere comer, y si es así, haz juegos de búsqueda y olfato antes y durante las obras.
    – permanece a su lado dándole apoyo emocional. Evidentemente no es capaz de gestionar la situación solo.
    – pregunta a tu clínica veterinaria de confianza sobre productos como Adaptil que puedan hacer que esté más tranquilo.
    – si la obra va a durar mucho, me plantearía cambiar la residencia del perrete. En realidad sí va a durar poco, también buscaría la forma de que pudiera estar en otro lugar durante ese tiempo.

    Prueba estás cositas y cuéntame cómo va.
    ¡Ánimo!

  • Angye Natalia Monsalve Monsalve - 27 de agosto de 2020 reply

    Hola adopte a un perrito ya tiene 3 años pero es muy nervioso al salir me toca bajarlo alzado porque no me gusta tirarle de la correa cualquier cosa lo pone nervioso y sale a correr a veces intenta acercase a los perros pero se atemoriza

    Miriam Sainz - 3 de septiembre de 2020 reply

    Buenos días Angye Natalia y gracias por tu mensaje.
    No nos gusta nada la idea de tener que coger a un perro en brazos. ¿Qué harías si fuera un dogo alemán? No podrías cogerle… y son los dos igual de perros 🙂
    Motívale para que salga contigo, búscate la forma de convencerle y hacerle la salida más divertida y estimulante.
    Por lo que comentas, vas a necesitar cierta ayuda para su socialización y para conseguir estados de calma, tan necesarios para los perros.
    Contáctanos, o busca ayuda cercana y ética para hacer una buena educación canina, que le de apoyo, seguridad y bienestar a tu perrete.

  • CLAUDIA - 2 de septiembre de 2020 reply

    tengo un perro de 7 años, no tenia problemas para salir a dar sus paseos pero lastimosamente hace unos días lo atropello un vehículo claro que no lo lastimo pero igualmente alcanzo a tocarlo y lanzarlo por los aires, desde ese día no quiere salir a la calle, todo vehículo lo asusta y lo peor es que llega a aguantar sus necesidades todo el día por no salir, ya no sabemos que hacer por que puede llegar a enfermarse, si me puedes aconsejar te lo agradecería

    Miriam Sainz - 3 de septiembre de 2020 reply

    Buenas tardes Claudia.
    Si tenéis posibilidad de llevarle en coche sin que pise la calle a un lugar alejado de los otros coches donde pueda sentirse seguro para que poco a poco vaya ganando confianza de nuevo, sería estupendo.
    Si no es así, tendrás que habilitar un lugar en casa donde pueda hacer sus necesidades, y trabajar con tranquilidad, motivándole pero respetando sus tiempos, que vaya ganando la confianza suficiente como para volver a salir a la calle. Forzarle no sirve para nada bueno.
    La tranquilidad tanto vuestra como del exterior, será vuestra mejor aliada.
    Quizá pueda ayudarte este otro artículo: https://www.sentidoanimal.es/perros-inseguros-mejor-con-calma/
    ¡Cuéntame!

  • Marisa - 22 de septiembre de 2020 reply

    Hola!! Mi cachorra tiene 11 meses, siempre le gustó salir a pasear. El problema empezó con la flexibilización de la cuarentena, ya no quiere salir a la calle, le tiene miedo al ruido de los autos. Con mucha paciencia, amor y trabajo logré que salga hasta la vereda. Algunos me recomiendan que la saque a pasear igual para se acostumbre y otros que no la obligue. Vos me podés aconsejar algo?

    Miriam Sainz - 24 de septiembre de 2020 reply

    Hola María.
    Mi consejo es que no la obligues nunca. En todos los casos que tenemos así, trabajamos su confianza y les convencernos en base al vínculo con el animal de que la calle no es peligrosa.
    Cuando necesitan volver a casa, volvemos, cuando quieren salir, salimos.
    Busca lugares tranquilos donde pueda sentirse más cómoda, y si está a gusto en el coche, puede ser una opción poder acompañarla dentro en momentos que puedan asustarla.
    Siempre a favor de la perra, nunca en contra.

  • Rocío - 22 de septiembre de 2020 reply

    Hola! Tengo una perra salchicha desde que tiene 4 meses aprox, nunca presentó miedo a salir a la calle pero ahora que tiene 9 años le tiene mucho miedo al ruido de los camiones: tiembla, pone su cola entre sus patas y se queda en la puerta esperando que la abra para volver entrar. Vivimos al lado de un lugar de correo y camiones de carga y por la situación actualmente hay más camionetas de lo habitual… la tengo que cargar lejos o esperar que se vaya la mayoría de vehículos y pobre se aguanta las ganas de hacer. Me pone mal verla así porque al paso de los años se pone más sensible y no quiero que viva sus últimos años con miedo, la amo.

    Miriam Sainz - 25 de septiembre de 2020 reply

    Hola Rocío, muchas gracias por tu mensaje.
    Con el pago de los años, los perros van perdiendo capacidades y esto, entre otras cosas, puede volverles más miedosos.
    Sí el ruido además es repentino, demasiado intenso o demasiado próximo, esto agrava la situación.
    Haces bien en aprovechar los momentos en que no hay camiones. Intenta darle suficiente espacio o salir a lugares alejados donde no tenga que escucharlos, y donde su paseo pueda ser relajado.
    Se puede trabajar, pero personalmente creo que estos deterioros causados por la edad es mejor evitarlos.
    Si no tienes forma de evitarlo, entonces el trabajo debe ser sistemático y respetando siempre los tiempos que te marque tu perra. Un gallo por querer avanzar rápido, será muy perjudicial.

  • Marinelly Rivas - 30 de septiembre de 2020 reply

    Hola, Míriam sainz
    Quiero contar mi caso, adoptamos a 2 Chihuahua, una hembra y el otro macho de 3 años, duraron más de 2 años encerrados en una jaula de conejo para así aprovecharse de su procreación. La hembra (kira) se a adaptado super bien en el momento de salir a pasear, pero el macho (ubbe) duró muy poco tiempo en querer seguir saliendo de paseo, no quiere que se le acerque los animales ni los humanos, creemos que pudo haber sido los ladridos de kira al ver otro perro, hemos intentado en que no lo haga, ejemplo acercarla a los perros para que los huela, desviarnos. Resalto que cuando está en un parque para perros no les ladra y es feliz corriendo con ellos.

    Miriam Sainz - 13 de octubre de 2020 reply

    Hola Marianelly, gracias por tu comentario.
    Con casos así hay que andar con mucha paciencia y mucha comprensión.
    Ten en cuenta también que a los 2 meses más o menos es cuándo comienzan a estabilizarse y sacar verdadera personalidad, en el momento en el que se sienten más o menos cómodos.
    Te diría que buscas esa posibilidad de sacarles cosas parado, y que el trabajo que hicierais con él también fuera al margen de Kira.
    Es un trabajo muy complejo pero necesitáis enseñarle que el mundo no es tan hostil como él cree.
    Con lo que me cuentas, me preguntó si valorastéis bien el momento de salir y correr suelto por el parque y con otros perros, y que realmente estuviera teniendo un buen momento.
    Vais a tenerle que ir convenciendo de centímetro a centímetro para que pueda salir fuera, y eso solo se me ocurre que podáis hacerlo con ayuda de alguien profesional.
    Trabajamos continuamente con miedos de perros y sabemos que la paciencia y no dar ni un solo paso en falso, son imprescindibles para tener una buena evolución del caso.
    No le fuerces, pero proponle posibilidades de disfrutar (de su disfrute, ojo con que solamente sea el disfrute que tú crees que puede tener y no su disfrute real) en diferentes lugares de la casa y poco a poco intentando extrapolarlo a unos poquitos pasos más allá de la puerta.
    Si ves que necesitas ayuda, consultanos.

  • hugo - 4 de octubre de 2020 reply

    Hola les comento, tengo un Pitbull America Terry de 5 años llamado Kimbo y esta con problema de conducta, hace casi 1 año que no quiere salir a la calle a pasear, es como que tiene miedo, la ultima vez que fui a ponerle el collar me mordió en el brazo,lo llamo para salir y se sienta en su cucha y no quiere salir, el problema le sumamos que se le crian las uñas y no se como llevarlo al Veterinario a cortarlas.

    Miriam Sainz - 13 de octubre de 2020 reply

    Buenos días Hugo.
    Tienes que trabajar con el una manipulación muy suave para que poco a poco vaya acostumbrándose a que le puedas tocar cualquier parte del cuerpo. Este es un trabajo que solemos realizar en nuestras clases grupales de cara precisamente a que puedan acercarse al veterinario reducción al máximo el estrés tanto del perro como de los profesionales de veterinaria.
    Busca los patrones de qué ha ocurrido para que tu perro Kimbo haya dejado de querer salir. cuando tenemos casos tan claros de un antes y un después es porque ha habido algo traumático, sea lo que sea, que les hace no querer salir de casa, incluso llegar a morderte cuando les pones el arnés, directamente relacionado con la salida.
    Siempre solemos recomendar que busquéis algún tipo de dolor si no recordáis nada en concreto, y por supuesto cambios en las rutinas incluso cambio de domicilio que pueden estar directamente relacionados con esta nueva conducta.
    Deberás ir avanzando poco a poco y al ritmo que Kimbo ta marque.
    Otro error que se suele cometer, es ponerte a trabajar única y exclusivamente que salga de casa en vez de tener un amplio abanico de comportamientos que quieras trabajar con él, aunque no sean problemáticos, y que dentro de ellos podamos incluir el comenzar a salir de casa.
    Sin obligaciones y tratándolo como un juego o algo divertido siempre será mucho más sencillo.
    si necesitas nuestra ayuda de manera presencial u online, no dudes en consultarnos.

  • Verónica - 17 de noviembre de 2020 reply

    Hola, tengo a un collie de pelo largo hembra a la que siempre le ha gustado salir de paseo y se ponía muy contenta a la hora de salir pero últimamente no quiere salir de casa. Al abrirle la puerta, pone el rabo entre las piernas y tiembla. No consigo saber el motivo que la lleva a estar así.

    En cambio, cuando le abro la puerta para que salga a la rampa de la cochera si que quiere.

    Miriam Sainz - 18 de noviembre de 2020 reply

    Hola Verónica, gracias por tu comentario.
    Los Collies son muy sensibles a los estímulos del entorno, y es posible que algo que no has percibido, haya pasado recientemente al salir por la puerta.
    De momento dado por la rampa durante una temporada (quizá dos o tres semanas) y observa si hay problema en regresar por la puerta o si también mira esa conducta al entrar, pasando por ahí, en cuyo caso evita hacerlo en ese tiempo.

    Pasado este tiempo, vuelve a salir con normalidad y observa de nuevo su comportamiento.

    Al margen de por donde sale, deberás andar pendiente de hacer una buena desensibilización sistemática de objetos nuevos, lugares, ruidos, etc., que ayudarán a que afronte los cambios y situaciones nuevas de manera optimista y relajada.

  • valentina - 4 de diciembre de 2020 reply

    Hola! Escribo desde Chile, para contar un poco la historia de mi perrito Salvador y la mía. Nuestro perrito llegó de un mes, lo adoptamos ya que vivía en la calle. Ya está pronto a cumplir 3 años, y su actitud frente a la calle y a los ruidos siempre ha sido la misma. PANICO!!! Sale corriendo, se enoja, muerde su correa o se quita el arnés (por jalar). Hemos visto etólogos, pero chile no es un país muy actualizado en ello. Intentamos sacarlos por las noches cuando hay menos tráfico y ruidos, he llegado a pensar que tiene hipersensibilidad acústica, pero realmente nadie ha logrado asegurarlo. No recibe premios en la calle, va con la cola entre las piernas (si tiene un paseo bueno, logra levantarla un poco), no se defiende si un perro lo sigue, y así.. odia las bicicletas, patinetas, autos, coches, etc. Lo amamos mucho, pero me da angustia verlo así. Intento hacerle una rutina para salir a la calle, es un perro de 26kilos, necesita mover sus músculos para prevenir enfermedades, pero entiendo que es un sufrimiento muchas veces.
    Llevamos un tiempo complementando con OHM (no es un fármaco) pero gracias a sus propiedades permite controlar su ansiedad.
    Un abrazo a quienes viven lo mismo que yo, la frustración, los malos ratos y el miedo de que les pase algo es muy triste.
    Gracias! ¿alguna ayuda en particular?

    Miriam Sainz - 9 de diciembre de 2020 reply

    Muchas gracias por tu correo, Valentina.

    ¿Alguna vez le sacáis por lugares diferentes de los habituales? ¿Cambia esto su actitud en algún sentido?
    ¿Alguna de esas salidas es a campo abierto o a un lugar donde no pasen coches, personas, motos, etc.?
    ¿Cuál es vuestra rutina de salidas?

    Lo primero que te diría es que trabajes juegos de olfato en casa y propiocepción, para trabajar cabeza y cuerpo, y que temporalmente no fueran largas las salidas que realizas a la calle.

    Esas salidas deben ser controladas, cortas, en lugares donde pueda desahogarse y volver a casa. Puedes realizar varias salidas cortas en los tiempos en los que hacías una salida larga.

    Es importante ver hasta dónde deja de comer. ¿En la puerta de casa?¿Según pisa la calle? Ese será un maravilloso barómetro de los avances que puedas ir consiguiendo. Sin embargo necesitas la ayuda de alguien profesional. Por mi parte puedo ofrecer un seguimiento online para echarte una mano, o estar en contacto con alguna persona profesional de tu entorno que pueda ayudarte en el día a día.

    Cuéntame y podré enfocar un poco más tu caso.

  • Angélica Rodríguez Gallardo - 8 de diciembre de 2020 reply

    Hace unas semanas adoptamos a una perra pointer de entre 3 y 5 años.
    Se veía muy delgada y con miedo a nuestros gatos, comía veloz y con ansias por lo que tuvimos que comprar un comedero especial.
    Pero lo peor es el momento de salir a la calle. Los primeros días fue difícil, iba con miedo y tirando, ahora es muchísimo peor, a parte de que sigue siempre sobre la cama de mi madre sin querer salir o en el sofá del salón, hay que cogerla en brazos o tirar de ella y a veces ni del portal sale y del miedo no quiere orinar y se lo hace en casa, cualquier persona que pasa le aterra, los ruidos, y los paseos a veces ni se pueden dar porque no quiere moverse del portal. Ya no sabemos qué hacer. Las veces que logra salir del portal del miedo hace sus necesidades muy blandas.

    Miriam Sainz - 9 de diciembre de 2020 reply

    Vaya Angélica, qué situación más triste.

    Por descontado necesitáis ayuda para vuestra perra. Una terapia basada en el fortalecimiento de la autoestima, en la generación de mayor vínculo y confianza con vosotros, en una desensibilización sistemática a los objetos nuevos o cotidianos que le generen ansiedad y miedo, y por supuesto, en vuestro conocimiento de sus necesidades y comunicación, respetando sus tiempos y sus carencias, para comenzar a construir un presente diferente.

    Estos casos llevan tiempo, pero se pueden hacer muchas cosas por el camino para que comience a disfrutar de bienestar en su día a día. ¿Sabéis algo de su pasado?

    Como pautas iniciales, te diría:

    – Prepara un lugar en la casa en el que pueda hacer sus necesidades. No es el fin del mundo, es una medida temporal y pasajera que bajará su ansiedad significativamente.
    – No la obliguéis a salir si no está preparada. El momento llegará. Por contra, pasad el mayor tiempo con ella dándole vuestro cariño, dejando que sea ella la que se acerque a recibirlo.
    – Anotad durante una semana todas las cosas con las que se siente incómoda diariamente, y todas las que le hacen sentir bien, las cosas que le gusta comer por orden de prioridad y con quién se siente más a gusto. Esto hará que podamos tener un lugar desde el que comenzar.
    – Buscad ayuda profesional cuanto antes, pues cada día de ansiedad es una carga importante para ella, y no me cabe duda que para vosotras.

    Por mi parte estoy a tu disposición para poder proponeros una terapia, ya sea presencial en Madrid o virtualmente.

  • Cecilia - 25 de diciembre de 2020 reply

    Hola!
    Desde hace dos o tres días tengo de acogida a un perro de siete meses que pasa miedo, nervios y estrés cuando lo saco a la calle. Os pongo en situación, el perro era de un hombre que lo tenía en el campo y lo maltrataba, llegó a intentar matarlo. Así que le tiene miedo a la gente (sobre todo en la calle, dentro de casa se relaciona casi sin problema), y en general a todo ruido que escucha, pero sobre todo es cuando ve gente cerca de él que peor se pone. Además del tema de haber sido maltratado, no está acostumbrado a la ciudad ni tampoco a pasear con correa ya que antes estaba suelto en el campo.
    Mi problema es que no sé cómo hacer para que en la calle deje de estar tan asustado de todo y pueda disfrutar de sus paseos, y me da miedo estar haciendo algo mal. Por ahora lo bajo tres veces al día durante unos veinte minutos por zonas poco concurridas, y con otros de mis perros para que no se vea solo, pero realmente no sé si está haciendo algún progreso. ¿Alguna recomendación?

    Miriam Sainz - 5 de enero de 2021 reply

    Buenos días Cecilia.
    Este que cuentas es un caso muy común. Tenemos que tener en cuenta que es muy difícil para un perro habitualmente hacer cambios bruscos, y algo con lo que no solemos contar es el cambio de campo a ciudad.
    Puede ser aterrador escuchar sonidos fuertes que nunca ha oído, con el impedimento de poder observarlos o valorar si conllevan peligro o no, pues tienen limitados sus movimientos con la correa. Todo esto, viniendo del campo, que es una situación completamente distinta.
    El número de paseos y su duración la tiene que marcar tu perro. Necesitas que haga salidas en las que no se asuste absolutamente con nada, y eso generalmente implica que sean cortos.
    ¡Sácale al campo! Para poder ayudarle, necesitas hacer que se sienta bien, que tome aire, que coja fuerzas. Si está a gusto en el campo, que visite el campo (¿1, 2, 3 veces por semana?). Verás que los avances son mucho mayores.
    Y ten muy poquita exigencia con él en los paseos.
    Acompáñale donde esté a salvo si tiene miedo; ve a casa si él lo pide.
    Así sería el inicio de una terapia. No hay que mantenerla así siempre, pero para empezar es lo que necesita.

    Cecilia - 6 de enero de 2021 reply

    Muchas gracias por tu respuesta! Más o menos es lo que he estado haciendo, espero poder conseguir que tenga una vida feliz y sin miedo!

  • Sergio Calderón - 28 de enero de 2021 reply

    ¡Hola! Tengo una Golden de 4 meses y algunos días que lleva su primera semana saliendo de casa, presenta el problema de no querer salir pero ya en la calle, en el parque logra caminar cerca de sus familiares sin problema. Aún es muy miedosa con otros perros (grandes o pequeños) le cuesta socializar, siente que le harán algún daño.
    Por otra parte al volver a casa se activa y le gusta es jugar adentro.

    ¿Por su edad y el poco tiempo que ha salido es normal? ¿Tendría que recurrir a algo más para llenarle de confianza y que sepa que la calle o el parque es sitio de diversión?.

    Miriam Sainz - 29 de enero de 2021 reply

    Hola Sergio.

    Es normal que un perro que comienza a salir a la calle por primera vez a los 4 meses, tenga miedo. Es más, ha pasado un importantísimo período de socialización sin tener estímulos que le ayuden a afrontar la calle como algo habitual. Es precisamente de lo que hablamos en el primer capítulo de nuestro cómic «Historias muy muy perras» 😉

    Dentro de la casa se siente a salvo y sí puede tener comportamientos de juego.

    Te toca ahora ir poco a poco mostrándole estímulos nuevos referentes a la calle (y no solo) para que se vaya habituando. No lo hagas más rápido de lo que el perrete pueda gestionar.

    ¡Vete contándonos!

  • Oscar Manuel Tenorio Aparicio - 12 de febrero de 2021 reply

    Hola, Buenas tardes en nuestro caso adoptamos a un cachorro de casi 8 meses, al principio en casa me tenía miedo pero con mi esposa estaba bien, noté que la figura masculina le traía un mal recuerdo pero al paso de los días me lo fui ganando y somos muy amigos, ahora el detalle está en salir, odia y le da mucho miedo la correa, si se la pongo adopta una posición de sumisión, se hace pipí y me ignora, intento motivarlo con premios(Galletitas) y cosas así pero nada funciona.

    Miriam Sainz - 17 de febrero de 2021 reply

    Hola Óscar.

    Tenéis que hacer un trabajo de desensibilización sistemática con la correa, y ejercicios sencillos no relacionados con el paseo para aumentar su autoestima y reducir sus miedos.

    Mientras tanto, ¿hay algún sitio donde podáis sacarle sin correa? (quizá yendo en coche)
    ¿Has probado una cuerda normal y corriente en vez de una correa de nylon? No suele ser muy efectivo pero a veces funciona.

  • Diego - 20 de febrero de 2021 reply

    Hola tengo un cocker que tiene miedo a casi todo ya que no pude sacarla cuando era cachorra mi problema es que quiero sacarla pero cuando lo hago sale hasta la puerta y se regresa y se resiste a salir me da mucha frustración no poder sacarla que consejo me podria dar.

    Miriam Sainz - 24 de febrero de 2021 reply

    Hola Diego.

    Siempre referimos que los problemas de miedo deben ser tratados por profesionales, sobre todo cuando llegamos al extremo de que no quieran salir a la calle o no estén a gusto fuera.

    Necesitas hacer las cosas poquito a poco, y armarte de paciencia. Sin presiones y observando muy bien los avances que te permita la perra. Os remitimos a profesionales porque si os equivocáis y avanzáis más de lo debido, tiráis por tierra todo el trabajo que llevéis hecho.

    Un saludo.

  • Natalia - 3 de marzo de 2021 reply

    Hola! Soy de Argentina, tengo un perro salchicha mini que hoy cumple 11 meses. Llegué a tu blog buscando en internet motivos posibles por el cual mi perro le tiene tanto miedo a salir a la calle. Se desespera completamente, quiere volver a la puerta de mi casa y rehusa a caminar. Desde que es chiquito lo he sacado en brazos a la calle para que se empiece a acostumbrar a los ruidos. Apenas le di todas las vacunas lo empecé a sacar a plazas, parques… Hice de todo para que el perro se vaya acostumbrando a la calle. Hoy tiene 11 meses y no puedo lograr que le guste pasear, sino que por el contrario, le tiene terror. En cambio el pasto sí, el pasto le encanta, ama andar sobre el cesped, pero lo que es asfalto no. Y la realidad es que cerca de mi casa no tengo parque, no tengo el tiempo lamentablemente de movilizarme siempre hacia un parque. A su vez, todo el entorno me pone nerviosa, porque dicen que es que yo no lo saco, y no es así, dejé de hacerlo cuando vi que la pasaba tan mal. Ahora retomé, pero siento que le estoy metiendo mucha presión para que aprenda y es peor. No sé qué hacer, ayuda por favor.

    Miriam Sainz - 8 de marzo de 2021 reply

    Hola Natalia.

    Cuando las cosas comienzan a complicarse, siempre les digo que busques ayuda profesional que pueda daros una guía.

    un perro que tiene mucho miedo a salir a la calle es mejor que haga salidas cortas y frecuentes. Procura que los recorridos sean siempre muy similares hasta que veas que puede salir sin problemas para poder empezar a incluirle calles nuevas paulatinamente.

    Trabaja muchos ejercicios de olfato y haz entrenamiento sencillo y muy reforzante para que pueda coger confianza y autoestima en sí mismo.

    Vigila mucho el manejo que haces de la correa, que no debería ser restrictivo.

    Y por supuesto, siempre que puedas, llévale a campo abierto para que pueda relajarse.

  • Fiorella - 18 de marzo de 2021 reply

    Hola, mi cachorro, 3 meses. Llora, aúlla, gime cuando está en la calle más de 2mins Va caminando y haciendo todo el escándalo que la gente se asusta de escucharlo. Lo mismo cuando sube a un coche. El quiere salir pero una ves fuera, no para de aullar y lamentarse y querer salir corriendo quien sabe a donde. No es miedo a perros o personas, al contrario. Es muy amigable cuando los ve. Pero no se que hacer para parar sus llantos. Ya le he llevado premios, agua, y nada. Algun consejo?

    Miriam Sainz - 25 de marzo de 2021 reply

    Hola Fiorella.

    Buscaría esos llantos en el propio estrés que le genere salir a la calle, con tantos estímulos alrededor que además le agradan y que quiere conocer.

    Tendrás que hacer un trabajo de reducción de estrés al margen del momento del paseo, y por otro lado proporcionarle el acceso a aquellos estímulos que quiera conocer, controlando que la situación sea adecuada y después de cierto trabajo de autocontrol.

    Estimular su parte cognitiva con juguetes, olfato, adiestramiento y diferentes retos en su día a día, le ayudará sin duda en esta tarea.

    Un saludo.

  • Cristina - 12 de abril de 2021 reply

    Hola, yo tengo una malinois de 3 años, que despues de una nevada, la mayoria de las veces no sale de la puerta de mi casa. Se pone el arnes superfeliz, pero es llegar a la puerta de mi casa y tensarse y no andar, llega hasta quitarse el arnes si intento tirar un poco de ella, o le intento dar chuches para que vaya caminando poco a poco y no soy capaz. A veces solo puedo sacarla si salimos mi madre y yo juntas, por separado somos incapaces.

    Miriam Sainz - 13 de abril de 2021 reply

    Hola Cristina, gracias por tu comentario.

    Necesitáis una motivación mayor para poder sacarla a la calle. Si es muy sensible al frío, quizá podéis valorar ponerle unos calcetines o zapatos para perros. Ni los perros en general ni la raza n particular son muy propensos a necesitarlos, pero es posible que le ayude.
    ¿Ha tenido alguna mala experiencia con la nieve?

  • Alejandra - 19 de abril de 2021 reply

    Hola adopte un perrita de aproximadamente 3 meses la chica que me la dio la había recogido de la calle hace poquito (junto a su mama y hermanito ambos están en transito porque aun no consiguen adoptantes) así que no conocemos su historia, el tema es que cada vez que queremos sacarla a pasear directamente no quiere caminar se sienta y no hay forma de moverla, no es por enfermedad porque en el fondo de mi casa no tiene problemas, probé con alzarla y llevarla hasta la esquina para luego volver con ella a casa y de esa forma si camina sin problema pero solo cuando sabe que volvemos a casa, si nos alejamos de ese camino vuelve a sentarse y no quiere caminar. La verdad es que no se que le pasa, algún consejo?

    Miriam Sainz - 21 de abril de 2021 reply

    Buenos días Alejandra.

    Es posible que se trate de inseguridad en la calle, o quizá falta de motivación.

    Prueba a salir con juguetes que le gusten, comida, y no la obligues nunca a andar. Los primeros días no se moverá, pero dadle tiempo para poder observar (que vea que no pasa nada malo).

    Poco a poco irá teniendo más confianza, hasta que comience a explorar.

    Los tres meses es una etapa crítica, pues sí no ha tenido contacto con la calle, con personas, con otros perros al margen de su madre y hermano, puede generarle miedo o desconfianza.

  • Ana Magdalena - 4 de mayo de 2021 reply

    Estaba probando usar la correa larga retráctil con Lenu para tener más libertad en sus paseos, pero en un momento donde me distraje a levantar la popó del piso en la calle, se me cayó el aparato de la correa y con el ruido y aparte el jalón que le dio por ser retráctil, Se echo a correr. Corrí por ella, y la encontré dentro de la jaula de perros, un lugar que diario vamos, seguramente lo asocio con un lugar seguro y conocido y ahí es donde la encontré.
    Eso fue el viernes y estos días tiene un carácter diferente, Siento que sigue asustada, con mucho miedo, y hasta siento que enojada.
    No quiere pasear, o no lo hace de forma feliz, no quiere oler, ni explorar, se jala para ya llegar a la casa, y de plano a veces se sienta y no quiere caminar, se ha estado haciendo pis dentro de la casa.
    Que hago?

    Miriam Sainz - 10 de mayo de 2021 reply

    Hola Ana, muchas gracias por tu mensaje.

    Lo primero es que tengas paciencia porque ha tenido una mala experiencia en la calle y parece que lo ha generalizado en su día a día a las salidas.

    Te diría para empezar que cambiases la correa. Esto por sí mismo no va a dar un cambio radical, pero puede a ayudar.

    Tendrás que ir de sensibilizando a la perra de la calle, y eso se hace sin obligarla a salir, manteniendo paseos cortos aunque frecuentes, donde no haya ruidos o estímulos que puedan generarle ansiedad o miedo.

    Manteniendo esta rutina poco a poco permanecerá más tiempo en la calle. Es complicado que me esta situación coma cuando está fuera de casa, pero si responde a la comida o al juego sería estupendo poder proponérselo en la calle, aunque fuera muy cerquita de la puerta de casa.

    La clave es tener paciencia y no forzar nada que ella no esté preparada para realizar.

  • Lucia - 1 de junio de 2021 reply

    Hola Miriam,
    Tengo un perro adoptado desde hace 1 año, tiene 8 años. Hasta ahora se portaba muy bien. Salíamos a la calle, paseaba y todo perfecto, pero desde hace unas semanas, salir a la calle es horrible. Se tumba y solo quiere volver a casa y si lo llevamos al campo, a sus sitios favoritos, no quiere ni bajar del coche.
    El veterinario le ha hecho pruebas pensando que quizás tuviese alguna dolencia pero está todo perfecto.
    Tenemos la sensación de que de repente tiene miedo a la calle y no sabemos que hacer. ¿Qué me aconsejas? Gracias!

    Miriam Sainz - 30 de junio de 2021 reply

    Hola Lucía, gracias por tu comentario.

    ¿Ha pasado algo con lo que puedas relacionar ese posible miedo? Que ni siquiera se sienta a gusto en lugares que previamente le gustaban mucho, es más raro.
    ¿Cambio de alimentación? ¿Algún cambio de rutinas suyas o familiares?
    ¿Qué tipo de perro es? Te pregunto esto pensando en que un perro grande de 8 años, puede que empiece a preerir la tranquilidad de casa que salir a correr o a investigar.
    Cuéntame un poco más y vamos a ver qué podemos sacar de ahí.

    Un saludo.

  • sofia - 27 de junio de 2021 reply

    hola, mi perro no tiene miedo a salir a la calle mas bien tiene miedo cuando se acercan personas en la calle, es imposible caminar en una zona con personas desconocidas. lo he paseado por lugares con menos gente y aun asi cada vez que ve a alguien desconocido se asusta ¿algun consejo?

    Miriam Sainz - 30 de junio de 2021 reply

    Hola Sofía, gracias por tu comentario.

    Mi consejo es que disminuyas aún más la cantidad de personas con las que se encuentra, y no solo eso, sino que aumentes la distancia que tiene con la persona que se va a cruzar. ¿Cuánta distancia? La suficiente como para que pueda coger algo de comida, jugar o simplemente despreocuparse. Además, con otras personas que no estuvieran en la calle, haría la misma operación.

    Cuando esto lo tengas, ofrece lo que más la guste (comida, juego…) cada vez que vea a una persona, y poco a poco podrás ir recortando distancias hasta poder tener una situación normalizada.
    Si ves que no terminas de conseguirlo, pide ayuda profesional para hacer una sesión presencial y limar el entrenamiento para que puedas conseguirlo.

    Un saludo.

  • Johan - 8 de julio de 2021 reply

    Hola, hace unos días, empecé a sacar a pasear al perro de unos familiares como un favor, tiene 4 meses y un gran tamaño, sin embargo, hasta ahora el nunca había salido de su casa, la razón es que a sus dueños les ha dado pereza o no han tenido tiempo, debido a eso, él le tiene miedo incluso a perros más pequeños que él.
    Como no había salido nunca de casa, hace sus necesidades dentro de la misma, y a pesar de que pasó horas afuera con el, nunca hace fuera de ella
    Así que mi pregunta es, ¿Tienen algún consejo para que pierda el miedo al mundo exterior y pueda hacer sus necesidades fuera de su casa?

    Miriam Sainz - 24 de julio de 2021 reply

    Hola Johan.

    Paciencia, paciencia, paciencia y nada de obligaciones. Paseos cortos y frecuentes, sin estímulos que le puedan dar miedo al inicio. Intenta jugar aunque sea tranquilamente y comprueba si toma la comida fuera de casa, que será una señal de avance.

    Olvídate de momento de que no haga sus necesidades fuera, lo que tienes que conseguir es que pierda el miedo, porque lo otro vendrá después solo. Pasa con él tiempo también en la casa, que te tenga confianza. Juega, haz juegos de olfato también, que poco a poco podrás ir haciendo en la calle.

    Comprueba también si puede recibir perros en casa o si le cuesta much, porque uno o dos perros simpáticos y sin miedos, pueden ser también un apoyo importante a la hora de salir de casa y normalizar la situación.

    ¡Cuéntanos!

    Un saludo.

  • Iván - 22 de julio de 2021 reply

    Hola Miriam,
    A ver si puedes ayudarme, porque he buscado un montón de información pero no veo nada parecido a lo que le pasa a mi perro. Te pongo en contexto:
    Tiene 14 años, de raza caniche mediano-pequeño. Hace una semana le dio un ictus con derrame.
    Del ictus ya se está recuperando (aunque está muy apagado) y le están dando una medicación para promover el flujo sanguíneo en el cerebro. Aunque el motivo por el que escribía no es ese, sino por algo que ya le ocurre de antes, desde hace aproximadamente medio año.

    No ve bien de un ojo, y los últimos años notaba que a veces le costaba distinguirnos en la calle, como que no sabía dónde mirar cuando le llamábamos. El caso es que desde hace seis meses empezó a tener también una especie de fotofobia: cuando una sombra (o luz fuerte) pasa por su cara (por ejemplo, mi sombra), se asusta y le da un pequeño espasmo que le bloquea, hasta que unos segundos después ve que no pasa nada y sigue andando.
    Últimamente, además, ya ha empezado a hacerlo incluso aunque no haya un estímulo visual, sino auditivo: cuando por ejemplo pasa un coche cerca, pero hay una fila de coches aparcados entre medias (él no lo ve, pero lo oye y se asusta). E incluso unas pocas veces lo hace sin motivo aparente, como que cree que hay algo con lo que se va a chocar, pero no hay nada.

    ¿Hay alguna manera de ayudarle? ¿Cuál puede ser la causa? ¿Es algo neurológico además de una mala visión? Como le hicieron una resonancia hace una semana por lo del ictus, vieron que además tiene cierta demencia propia de la edad. Pero aun así me da mucha pena y es muy frustrante verle hacer eso constantemente cuando le sacamos, me gustaría saber si puedo hacer algo para hacer más llevadero el tiempo que le quede.

    Muchas gracias!!!

    Miriam Sainz - 24 de julio de 2021 reply

    Hola Iván, gracias por tu comentario.

    Con la edad y la pérdida de capacidades es frecuente que los perretes comiencen a sobresaltarse y tener miedo de cosas que antes eran habituales para ellos.

    Si fuera mi perrete, le llevaría a lugares tranquilos y que conozca previamente, donde evitar precisamente esos estímulos que no puede ver pero le asustan.

    Además, el hecho que puedas hacer algún ruido característico para avisarle, tanto de tu sombra (que eres tú) como de cosas a las que no debe tener miedo, creo que le sentará muy bien. Busca algún sonido que sea novedoso, y que hagas cuando estás tranquilo con él en el sofá, en su camita, etc.. Después de unos días haciéndolo en momentos tranquilos que pueda asociar con seguridad, hazlo cuando te vayas a acercar a él por el lado que no ve, cuando creas que puede asustarse de tu sombra, o cuando en estos sitios tranquilos, haya algún estímulo que pueda sorprenderle y asustarle. Es importante que hagas el sonido sabiendo que nada va a pasarle. Es decir, no lo hagas si tiene posibilidad de chocarse o caerse. Es un sonido que debe significar «estoy aquí y no debes tener miedo». Por eso es importante también hacerlo al inicio en momentos de calma, paz y seguridad.

    Puedes hacerlo también con contacto físico, simplemente poniendo la mano encima (o incluso hacer ambas cosas, por si no tienes posibilidad de tocarle en un momento dado).

    Cuéntame si os ha ayudado y cómo va el peque.

  • Joel - 24 de julio de 2021 reply

    Hola.
    Sucede que mi perro estaba encantado por dar paseos (es una cachorrita de 3 meses), pero un día paseando pasamos cerca de un basurero y en ese basusero había una gata con sus crías, entonces la gata correteó a mi perrita y desde ese día no ha querido salir a más de la puerta de mi casa. ¿Algún consejo para que vuelva a tener confianza y así poder sacarla a pasear?

    Miriam Sainz - 19 de agosto de 2021 reply

    Hola Joel, poco a poco.

    No vuelvas a llevarle por ese sitio hasta que no tenga mucha más confianza por otros lugares. Tal como cuentas, tu perrilla es muy sensible y necesitará tener muchas experiencias positivas para poder sentirse cómoda.

    Prueba con ella cosas que le gusten, como jugar con el mordedor o buscar comida en algún juguete. Hazlo cerca de la puerta de casa y solo cuando esté a gusto, y pasen un par de días, entonces avanza un poquito más. Si disfrutaba en la calle, poco a poco se acordará, aún es muy pequeñita.

    Cuéntame qué tal os va y cuáles son vuestros avances.

  • Paola Casallas - 29 de julio de 2021 reply

    Hola, tengo un chihuahua súper adorable además de estar bastante consentido, hace poco con mi novio hemos empezado la tarea de sociabilizarlo tiene 4 meses y ha sido bastante complejo , cuando salimos de casa camina unos pasos y se sienta , luego con un pequeño tirón camina y empieza a oler , pero alguna persona intenta acercarse a acariciarlo el se esconde detrás mío y poco a poco sale pero estirando la pata y como ladrando ya sea a la persona que se quiere acercar o a otro perro, los ruidos más o menos los tolera , hace un par de días mi novio lo alzó para que lo acariciaran y se enojo y tiro a morder …eso nos dejó muy angustiados queremos que sea sociable y no un perro más de los que tanto estigmatizan por ser chihuahua…al igual rara vez hace en la calle , se aguanta para llegar a casa y hacer en el empapador…que debemos hacer ????

    Miriam Sainz - 19 de agosto de 2021 reply

    Hola Paola, gracias por tu mensaje..

    Es una pena porque vais muy tarde con la socialización. A los 4 meses ya debería haber tenido mucha socialización previa, porque si no, ocurren cosas como las que comentas.

    Por otro lado, que sea un perro pequeño no significa que le guste que le cojan. Posiblemente os dio señales antes de lanzanser a morder, pero no las vísteis o hicísteis caso, por lo que está aprendiendo que la forma de que le volváis a dejar en el suelo, es intentando morder o gruñiendo. ¡Cuidado! Mantenerse inmóvil, chuparse la naricilla, mirar de reojo, bostezar… son señales que posiblemente haga para mostrar que hay algo que no le gusta.

    En la calle dale tiempo, y no le obliguéis a andar. ¿Se para? Pues respetad su paseo y pararos con él. Es estupendo que quiera observar la calle. Cuando se sienta seguro, caminará sin problema (y será capaz de hacer sus necesidades en la calle), y también a personas (cuidado con cómo se acercan; debería ser tu chihuahua el que lleve la voz cantante) y a perros (perros tranquilos y equilibrados, preferiblemente de su edad).

    Ve contándome cómo continuáis con los paseos y sus inseguridades.

  • Iván - 4 de agosto de 2021 reply

    Hola, ¡gracias por los consejos!

    Desgraciadamente hace una semana volvió a darle un ataque de combulsiones (a causa posiblemente del primer ictus), así que le estamos dando un tratamiento para ello que las primeras semanas le dejan sedado. Como estaba sedado, ya no hacía lo de asustarse con estímulos-ruidos, pero ahora parece que se le está pasando el efecto y vuelve a hacerlo. Practicaré con lo de enseñarle siempre el mismo silbido para que se tranquilice, pero viviendo en Madrid centro es un poco estresante, porque hay mil ruidos, coches y estímulos, así que me tiraré todos los paseos silbando =)

  • NOELIA - 9 de agosto de 2021 reply

    Hola, mi compañera es un cruce de pinche y yorkshire, pesa dos kilos y medio, muy pequeña. Cuando salimos a otro lugar que no sea casa para dormir,ella busca un sitio lo mas seguro que ella encuentra y de ahí no se mueve,. No quiere salir si por ejemplo estamos en un campo,finca con personas desconocidas, hay otro perro muy amable, aunque ella no sale de su sitio que se ha adjudicado, no socializa ni disfruta. Sólo está bien en casa y en los sitios más habituales dónde paseamos!
    ¿Que puedo hacer para que no tenga tanto miedo a lugares nuevos o situaciones nuevas con sus iguales y personas?
    Muchas gracias

  • NOELIA - 9 de agosto de 2021 reply

    He olvidado contar:
    Va hacer dos años la perra. Decir también que es muy dependiente de mi, si estamos en la calle y salimos de su habitual lugar ya quiere que la coja. Yo lo evito en la medida de ello posible aunque no sé si hago bien.
    Gracias

    Miriam Sainz - 19 de agosto de 2021 reply

    Hola Noelia, te respondo en este segundo mensaje.

    Lo primero es que no solemos ser muy defensoras de coger a los perros en brazos. Sin embargo, en situaciones puntuales de miedo, sí que es conveniente. Pero fíjate que hablo de situaciones puntuales, no habituales. Al final, necesitas dar un apoyo a la perra y decirle «no pasa nada» de forma que lo entienda.

    Sin embargo no debes ponerla en esa situación. Lo ideal sería bucar un único lugar donde ir levándola, con posibilidad de volver a casa cuando lo necesite. Y repetir este lugar tantas veces como sea necesario hasta que finalmente se sienta cómoda ahí. Una vez lo esté, comenzar con otro único lugar, y así sucesivamente. Una perrita con miedos no debería estar continuamente en ambientes diferentes, sino afianzar uno para poder pasar a otro.

    Este trabajo deberías hacerlo sin gente. Primero aseguramos el lugar, y luego ese mismo lugar con alguien a quien ya haya conocido alguna vez, luego con personas nuevas. El proceso debe ser concienzudo para que pueda salir bien. Si avanzas más rápido de lo que la perra puede, tirarás por tierra mucho de tu trabajo ya realizado.

    Cuéntame cómo va el proceso.

  • Saemi - 15 de septiembre de 2021 reply

    Hola buenos días, tengo una perrita rescatada de 7 meses, la tengo desde hace 3 meses y como fue una cachorra que vivió encerrada en un cuarto y la maltrataban mucho, tiene problemas emocionales, actualmente la trato con una veterinaria que la consulta con flores de bach y homeopatía, le mejoré la alimentación, y se nota mucho el cambio positivo en ella. Lo único que no logro que mejore son los paseos, tiene pavor de salir a pasear, me jala la correa para que regresemos y a veces me muerde la mano en su afán de querer morder la correa, y pues me duele porque a pesar de ser chica de edad está grande de tamaño, a aparte que sufre mucho cada que la saco, pero si la saco a pasear, durante el día está más tranquila y relajada, algún tip o consejo? Gracias!

    Miriam Sainz - 21 de septiembre de 2021 reply

    Hola Saemi, muchas gracias por tu comentario.

    Creo entender que hay momentos del día en que sí dale bien, ¿cuándo nuestra pánico?

    Si tienes a cosidad de sacarla en los momentos en los que se siente más tranquila, lo haría únicamente en esos momentos hasta que pudiera normalizar el paseo como algo positivo.

    Como siempre digo, no fuerces a la perra a salir a la calle. Haber estado encerrada en su periodo de socialización hasta los 3 meses aproximadamente, y su poco o nulo contacto con estímulos del mundo exterior, hacen que sea normal que les tenga miedo.
    Es por eso que tienes que ir muy poco a poco, llevándola quizás en coche, a lugares donde pueda estar tranquila. Has paseos muy cortitos de cinco o diez minutos antes de regresar a casa, ir a paseos frecuentes pero que no aumenten la duración.

    Busca un motivador fuerte, como el juego o la comida. Soy consciente de que no les va a hacer caso a varios metros de la puerta, pero puedes empezar a utilizarlos con toda la parafernalia de salir a la calle, cuando le pones el arnés o collar, cuando enganchas la correa, cuando comenzáis a salir a la calle…

    Quédate muy cerca de la puerta simplemente sentada y permitiendo que tu perra observe alrededor, y metiendo la de nuevo en casa cuando ella te lo pida. Esto también debería ser corto en duración pero frecuente.

    Y como ocurre con los miedos, busca ayuda profesional. Es de sentido animal podemos ofrecerte la de manera presencial u online, según tu residencia.

    Mucha paciencia y escucha el ritmo que ella te pide.

  • Lourdes MT - 18 de septiembre de 2021 reply

    Mi perra tiene 3 años, es una perra criolla, de talla mediana, muy obediente y sensible, gentil y de buen temperamento. A partir de Marzo de 2020 con la pandemia, no volvimos a salir y ahora cuando comienzo a sacarla, grita desesperada, no puede concentrase en otra cosa más que en gritar, he usado aceites esenciales para tranquilizarla y tratar de calmarla con caricias, pero en cuanto siente que vamos a salir o si me ve ponerme el cubrebocas, comienza a gritar. No sé cómo ayudarla.

    Miriam Sainz - 21 de septiembre de 2021 reply

    Buenos días Lourdes y muchas gracias por tu comentario.

    Lamentablemente el confinamiento afectado muy negativamente a los perros, generando que algunos no quieran volver a entrar,, y otros no quieran volver a salir, además de muchos problemas de ansiedad por separación.

    Si tienes posibilidad, sácala a sitios donde no necesites correa y collar, y si no es posible, tendrás que hacer un trabajo previo de desensibilización.

    Para los miedos vas a necesitar ayuda profesional, además de mucha paciencia y de saber entender muy bien cuáles son los tiempos de tu perra.

    Intenta convencer en vez de obligar, y pasa tiempos más o menos cortos simplemente de manera estática cerca de la puerta de casa.

    Además, haz paseos muy cortitos pero muy frecuentes, permitiendo que vuelva a casa cuando ella lo necesite. Si se siente segura sabiendo que puede volver en cualquier momento, le costará mucho menos salir a la calle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.