Tengo un perro con miedo a salir a la calle

115 comments

Convivir con un perrete que tiene miedo a salir a la calle, es un problema al que muchas personas tienen que enfrentarse varias veces al día. Y llega a ser tan incomprendido, que resulta muy frustrante y agotador.

«Mi perro tiene miedo a salir salir a la calle» es una frase habitual en las consultas de nuestra clientela. Por eso, a lo largo de las próximas líneas, analizaremos cuáles pueden ser las causas de que tu perro tenga miedo a salir a la calle, y te daremos pautas sobre cómo quitar la inseguridad y el miedo a un perro en la calle.

El mito de que todos los perros deben pasar mucho tiempo en la calle

A veces se intentan proponer soluciones a un problema global, que sin embargo deja fuera de la estadística a un montón de individuos concretos a los que se les trata como a la mayoría, y que sin embargo tienen necesidades especiales. y el problema de que un perro tenga dificultades para salir a la calle, es un claro ejemplo de esto.

Los perros necesitan salir a la calle, y ejercitarse, además de socializarse con el entorno y con sus congéneres, interactuar con el mundo que les rodea. Tres veces al día con un mínimo de 20-30 minutos cada una, es lo mínimo que podemos pretender que nuestros perretes salgan al exterior a un lugar diferente del que pasan el resto del día. Y esto es así para perros sanos que no presentan ningún problema al respecto.

Sin embargo hay muchos perros que son obligados diariamente a hacer los mismos paseos, e incluso más largos, a propósito de sus dificultades, cuando están en una situación de bloqueo por el miedo o la inseguridad, que no están siendo ayudados a superar.

Perro en el sofá

Salir a la calle tiene que ser la puerta a conseguir percibir un montón de estímulos neutros o positivos en una actitud tranquila o alegre. La curiosidad y el análisis de información deberían ser una constante en los paseos de nuestros perros, además de poder disfrutar del aire libre y el ejercicio sano.

Si tu perro no se encuentra en el círculo de esos perros felices por estar dando un paseo en la calle, en el parque, o en el campo, ahora es un buen momento para que pares y analices qué es lo que está pasando y cómo puedes ayudarle.

¿Por qué puede tener miedo un perro a salir a la calle?

Hay muchos motivos que pueden llevar a un perro a no querer salir de casa. y, de hecho, no todos tienen que acarrear miedo.

Los motivos pueden dividirse en tres:

  • Miedo a lo desconocido: el mundo de puertas para afuera de casa puede ser considerado como un lugar hostil. Los ruidos de la calle, la gente yendo y viniendo, grandes vehículos pasando a gran velocidad o simplemente no saber si existe un refugio seguro en el que poder cobijarse para ver pasar el mundo a su alrededor.
  • Miedo a que se repita algo conocido: cualquiera de los ejemplos anteriores que hayan producido susto o miedo, es motivo para que el perro no quiera volver a repetir esa situación. Perros comportándose de manera inadecuada aunque ni siquiera hayan estado cerca de él o lugares en los que haberse sentido desamparado, sonido de petardos o ruidos de obras… Algo le ha resultado tan aterrador, que es incapaz de superarlo dejando a sus espaldas la seguridad de su casa. A veces nos encontramos con personas que nos comentan que su perro tiene miedo de repente, y normalmente será porque ha ocurrido algo que no hemos visto, lo que no significa que no haya ocurrido.
  • Incomodidad, dolor, malestar… Hay perros que se sienten enfermos o doloridos y no quieren gastar sus energías en tener que salir a la calle. Además, un mal manejo de correa también puede representar un conflicto para el perro que prefiera esconderse debajo de una cama antes de tener que pasar por continuos tirones u obligaciones constantes en un paseo que se convierte en todo menos divertido. Incluyo dentro de este apartado la lluvia o el vuiento, que pueden generar inseguridad pero con frecuencia, también incomodidad.

chiuahua en la calle

Ofrece alternativas a la calle

¡Pero el perro necesita salir a la calle!
O bien necesita que gastes el tiempo que usarías en hacer esa salida, en preocuparte porque pueda ejercitarse física y cognitivamente, además de fortalecer vuestro vínculo, que pueda usar como apoyo en futuras salidas. Los juegos de olfato y la propiocepcion, son siempre una fantástica alternativa, así como los que podemos usar cuando el tiempo no acompaña y no tenemos posibilidad de sacar a nuestro compi canino el tiempo habitual.

Si tu compi es de los que tienen dificultades para pasar por un lugar concreto de la calle, o si es precisamente por el único lugar posible de acceso al exterior, te aconsejo que le montes en el coche y le lleves a un lugar más tranquilo o apartado.Hay algunos perros que tienen verdaderos problemas con la zona más urbana, pero que se sienten cómodos en medio de un descampado o en el campo.

Encuentra el porqué de su miedo

Frases como «a mi perra se le pira la pinza» o «es un cagón» no ayudan nada a solucionar el problema. Más bien denotan poca empatía por un animal que no consigue sobreponerse a una situación complicada.

Para encontrar el porqué de su miedo no hay que exponerle de repente a un montón de cosas que le incomodan o le asustan, o que podrían hacerlo. Es más bien un ejercicio de hacer memoria y no de agravar el problema para comenzar a solucionarlo. Recuerda frente a qué momentos, lugares y situaciones ha podido tener una reacción de este tipo y busca un patrón común sobre el que poder ponerte a trabajar.

Justificar su situación poniendo una etiqueta de «es que es así» tampoco hará que las cosas mejoren. Tu perro tiene problemas y es tu responsabilidad encontrar la forma de ayudarle.

perro en casa con la correa puesta

Ofrece soluciones a sus miedos

Los miedos son una tarea tediosa de erradicar. Empoderar a un perro requiere experiencia y cada paso cuenta para que sean hacia delante, y no hacia atrás.

En este blog siempre damos consejos y alternativas para que cada familia pueda llevar a cabo la propia educación de sus miembros peludos, pero en este caso he de confesar que la mejor opción que tienes es valerte de un/a profesional que evalúe tu caso y pueda acompañaros en el proceso. Los pasos en falso se suelen pagar a costa del bienestar de los perros.

Sobre la autora


Miriam Sainz

Técnica y Experta en Intervenciones Asistidas con Animales, Educadora Canina especialista en conducta y entrenadora multiespecie. Integradora Social. CEO de Sentido Animal.

Miriam SainzTengo un perro con miedo a salir a la calle

Artículos relacionados

115 comments

Join the conversation
  • Noelia - 14 de abril de 2022 reply

    Buenas:
    Tenemos una perra Beagle desde hace 1 año aproximadamente, es una perra que le tiene miedo a todo, a todo es a todo, hasta a la linterna del móvil. A lo largo de este año hemos conseguido que esté perfectamente con nosotros en casa, (aunque pasa mucho tiempo tumbada, eso no lo conseguimos corregir), pero es incapaz de salir a la calle, lo intentamos pero siempre tiembla exageradamente cuando está fuera, tira hacia casa si reconoce el camino de vuelta y sus necesidades las hace la mayoría de las veces en casa del miedo que tiene fuera. En la calle mira a todos lados, le dan miedo las personas y cualquier ruido, aunque en espacios en los que no hay nadie mejora no está nunca relajada. Hemos intentado a positivizar la calle con chuches pero del miedo ni las quiere, pasa de ellas.
    La perra tiene 7 años y viene de estar criando en un laboratorio, cuando cumplió los 6 años se deshicieron de ella y la recogió una protectora, a si que a saber por lo que ha pasado.
    No se si podrías echarnos una mano con esto.

    Muchas gracias.

    Miriam Sainz - 13 de junio de 2022 reply

    Buenos días Noelia.

    En primer lugar, disculpa la tardanza en contestarte; han sido meses complicados.

    Tenéis un caso complicado, y para poder ayudaros necesitaríamos hacer una valoración y ponernos manos a la obra. No son casos sencillos y necesitan mucho tiempo y paciencia.

    Podemos echaros una mano para ir empoderando a vuestra perra y mostrándole, poco a poco, que la vida es mucho más que la seguridad del lugar donde ha vivido tanto tiempo.
    Me duele el alma al leerte; lamentablemente hay muchos casos así.

    Escríbenos al correo de info para poder ayudaros.

    Un saludo.

  • Maribel - 25 de marzo de 2022 reply

    Hola, tengo una perrita que adopte en situación crítica de calle y le da miedo salir a la calle e intentado sacarla a pasear y solamente no quiere se desespera por quererse meter al patio de mi casa, también intente sacarla junto con mi otra perrita y no quiso. Me da mucha lástima porque es de raza grande y en mi patio hace un desastre y quiero que salga para que gaste su energía

    Miriam Sainz - 13 de junio de 2022 reply

    Buenos días Maribel.

    En primer lugar, disculpa la tardanza en contestarte; han sido meses complicados.
    Como comentamos en el artículo, no deberías obligarla. No sabemos (posiblemente qué le ha ocurrido en la calle, y en cualquier caso, lo que te está diciendo a gritos es que está asustada.
    Olvídate de sacarla sí o sí. Mucha paciencia, y trabaja la confianza contigo. Ojo, la confianza no pasa (solo) por darle de comer. La confianza pasa por ser fiable, por no «timar» haciendo que la perra piense algo que luego no se cumple. Y cuando ese vínculo esté fuerte, entonces básate en su confianza en ti ara comenzar a sacarla. Pero siempre respetando sus necesidades. Será ella quien marque los tiempos.

    Un saludo.

  • Lucia - 26 de enero de 2022 reply

    Hola, tengo un perro Golden de 8 años lo traje hace 2 meses de Argentina a España al principio salía tranquila y hace unas semanas no quiere salir, ya empieza a temblar mientras bajamos en el ascensor, le tiene mucho miedo a los buses y camiones de la basura, por el ruido, y ya los ve de lejos y se quiere ir. Cómo puedo hacer para que se le pase ese miedo y poder sacarla y que no sufra,?? Al hacer paseos largos que vamos a parques donde no hay ruido la pasa bien, pero después al volver ya se desespera por regresar rápida. Gracias.

  • Nati - 4 de enero de 2022 reply

    Hola! Tengo una perrita adoptada desde ya algunos años. Siempre le gustó salir, pero desde hace unos días me cuesta muchísimo sacarlo. Creo q el problema está en q año nuevo la paso sola, y tiene mucho miedo a los fuegos artificiales. Por más q tome las medidas necesarias, siento que quedo muy miedosa.
    Lo que me preocupa de esto, es que no hace pis. Nunca ensucio adentro, pero ahora hace más de 24 hs q no la puedo sacar y me preocupa que le haga mal. No se como hacer para convencerla

    Miriam Sainz - 10 de enero de 2022 reply

    Hola Nati.

    Es necesario que la perra no pase tantas horas sin hacer pis. Vas a necesitar habilitar un sitio interior con tierra, empapador o algo que la incite a orinar dentro.

    Por otro lado, si tienes coche, llévala lejos de la ciudad, a algún parque grande o al campo, para que se pueda deshogar, pues normalmente suele dar resultado sacarles fuera del entorno de los fuegos artificiales.

    No lo dejes pasar.

    Un saludo.

  • shirley rodriguez - 22 de diciembre de 2021 reply

    hola tengo una perra que tiene 11 años de edad…ella siempre a salido sola le abro la puerta y sale esta el tiempo que quiere afuera…este año a empezado a no querer salir …le digo vamos a hacer pis y popo y se esconde para no salir cuando no da mas sale..o la saco a prepo…en cambio si yo salgo con ella si sale me acompaña y yo entro y ella sigue afuera …y vuelve cuando quiere en definitiva es que tomar la iniciativa de salir sola le agarro panico sera por la edad?

    Miriam Sainz - 22 de diciembre de 2021 reply

    Hola Shirley, gracias por tu mensaje.

    Si no ha habido ninguna situación que te haga pensar que ha pasado algo como para que no quiera salir, sin duda la edad puede ser la respuesta. Más que la edad, los dolores, la pérdida de capacidades y la cierta inseguridad que le puede dar estar sola y sin tu compañía.

    Muchos mimos y mucha comprensión para ella.

    Un saludo.

  • Georgina - 2 de diciembre de 2021 reply

    Hola !
    En mayo de 2021 adoptamos a un podenco maneto que tenia entonces 19 meses que vino de Córdoba, nosotros estamos en Barcelona, y el problema que tiene es que cuando vamos a salir a la calle coge la correa y la muerde y aunque hemos tenido un instructor canino no lo ha dejado de hacer del todo y no se deja manipular , no le puedes coger las patitas y cuando vamos al veterinario no se deje revisar y por supuesto no deja que le pongas ninguna prenda de abrigo o chubasquero.

    Miriam Sainz - 20 de diciembre de 2021 reply

    Hola Georgina, gracias por tu mensaje.

    Bueno, aparente a tu perrete le pasan más cosillas que únicamente no pueda o no quiera salir a la calle.

    Normalmente esos comportamientos son por inseguridad, pero podría ser por dolor, por mucho estrés, por alta excitación… Habría que ver con calma, porque creo que os vendría fenomenal hacer una terapia integral canina que conlleve estados de calma, manipulación, respuesta a señales, relajación… Parece que hay que tratar desde diferentes puntos, más allá que trabajar exclusivamente el paseo. El paseo es un síntoma más de lo que tiene por dentro.

  • Lourdes MT - 18 de septiembre de 2021 reply

    Mi perra tiene 3 años, es una perra criolla, de talla mediana, muy obediente y sensible, gentil y de buen temperamento. A partir de Marzo de 2020 con la pandemia, no volvimos a salir y ahora cuando comienzo a sacarla, grita desesperada, no puede concentrase en otra cosa más que en gritar, he usado aceites esenciales para tranquilizarla y tratar de calmarla con caricias, pero en cuanto siente que vamos a salir o si me ve ponerme el cubrebocas, comienza a gritar. No sé cómo ayudarla.

    Miriam Sainz - 21 de septiembre de 2021 reply

    Buenos días Lourdes y muchas gracias por tu comentario.

    Lamentablemente el confinamiento afectado muy negativamente a los perros, generando que algunos no quieran volver a entrar,, y otros no quieran volver a salir, además de muchos problemas de ansiedad por separación.

    Si tienes posibilidad, sácala a sitios donde no necesites correa y collar, y si no es posible, tendrás que hacer un trabajo previo de desensibilización.

    Para los miedos vas a necesitar ayuda profesional, además de mucha paciencia y de saber entender muy bien cuáles son los tiempos de tu perra.

    Intenta convencer en vez de obligar, y pasa tiempos más o menos cortos simplemente de manera estática cerca de la puerta de casa.

    Además, haz paseos muy cortitos pero muy frecuentes, permitiendo que vuelva a casa cuando ella lo necesite. Si se siente segura sabiendo que puede volver en cualquier momento, le costará mucho menos salir a la calle.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.