Posición de sospecha o acecho

2 comments

¡Algo ha visto que le interesa! No parece una amenaza, quizá se mueve, o mejor, se mueve de vez en cuando. ¿Será algo que poder cazar, con lo que poder jugar, a lo que poder perseguir?

La posición de sospecha, de intriga, es muy sencilla de identificar. El perro está apunto de salir, seguramente corriendo, aunque no exclusivamente, para dar alcance a ese objeto o estímulo que tanto le interesa y que ha captado toda su atención.

Características físicas

  • Su mirada está completamente focalizada en el estímulo, raro es que pestañeen, no vayan a perderse algo…
  • Las orejas están levantadas y orientadas hacia el lugar de observación, escuchando cada detalle, cada pista sobre qué puede ser o cuál será el comportamiento o movimiento de lo que requiere su atención.
  • Músculos en tensión dispuestos a ser utilizados en cualquier momento.
  • La cabeza completamente echada hacia delante, utilizando todos sus sentidos para no perder detalle.
  • Boca cerrada, ningún jadeo que pudiera mezclase con el sonido ambiente o que pudiera perturbar la situación o alertar sobre su presencia.
  • Rabo como una flecha en horizontal, listo para salir en carrera, aerodinámico y recto para no ejercer de timón hacia los laterales.. ¡el estímulo está justo delante!
  • Todo el cuerpo está echado hacia delante indicando la dirección de su interés.

Observaciones:

Una pata delantera puede estar doblada en el aire o no, depende del perro y de la intensidad del momento. También es posible que caminen en esta posición, lentamente, acercándose todo lo que pueda, sigilosamente.

En esta posición, es frecuente ver cómo el perro limita incluso su respiración para concentrarse en su presa o el estímulo que tiene delante, reduciendo así las posibilidades de ser detectado.

Uno de estos perros parece más preocupado que los demás, y otro no parece tener una focalización muy centrada en nada en particular, ¿sabrías decir a qué perros me refiero?

¡Espero tu comentario!

Posiciones de sospecha - comunicación canina

¿Quieres saber más sobre comunicación canina? ¡No te pierdas el siguiente cartel que puedes compartir con tus contactos cercanos, y ayudar así en la comunicación de nuestros compañeros caninos.

comunicación canina - posición de ataque
Miriam SainzPosición de sospecha o acecho

Artículos relacionados

2 comments

Join the conversation
  • Jesus - 3 de abril de 2019 reply

    Para mi miy interesante, que esraba preocupado. Tego un perro mestizo de año y medio, creo que cruce de podenco con setter. Con perros conocidos adopta postira de aceccho sin levantar la pata , hasta que se le acercan y luego sale corriendo hacia ellos dando una ligera curva en su trayectoria y se ponen a jugar. Esto no me preocupa, pero hace unos dias un perro que no conocia entro al cercado y la postura fue mas intensa y duradera incluso levanto la pata durante un tiempo que se me hizo interminable, le llame para sacarle de su estado de obcecación pero no me hizo caso. El otro perro tambien permanecia en postura de acecho con las 4 patas en tierra, se miraban fijamente, me recordo a los duelos de las pelis del salvaje oeste. Hasta que mi chucho se arranco en una trayectoria curva hacia el otro cam, y empezaron a correr persiguiendose, anadiendose a la persecución algun otro perrete presente en el vallado, pero de manera muy excitada. En tres o custro ocasiones pare a mi peludo y le hice sentar para relajar esa excitación, pero los otros seguian en la persecucion y el mio volvia a unirse a la carrera. Me dio la sensación que el desconocido o estaba demasiado excitado, o algo inseguro que no se dejaba oler, ademas cuando le daban alcance no permitia que le mordisquearan lanzando gruñido y enseñando los dientes. Despues de unos minutos el dueño se llevo a su perro. Y en cuanto a las fotos el beagle me parece el mas alerta por su cola levantada y el dalmata el que no está enfocado en nada

    Miriam Sainz - 12 de abril de 2019 reply

    Gracias por tu comentario Jesús.

    A veces esos estados de alta excitación ocurren y no pasa nada, siempre que ellos sepan gestionarse. Con frecuencia si hay varios perros o uno solo muy equilibrado, suelen ayudar al perro más nervioso a volver a su equilibrio.

    Sólo decirte que tengas cuidado con los sentados. No por pedirle que se siente o se tumbe un perrete baja su excitación, es más, con frecuencia la aumentan. Imagina una niña que está jugando con sus primos al pilla pilla y de repente la sientas en una silla… se quedará quieta pero no relajada… ¡es un ejemplo parecido!

    Sobre las fotos…: beagle y dálmata, ¡estupendo! 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.