Mi perro tiene miedo a salir a la calle

4 comments

Convivir con un perrete que tiene miedo a salir a la calle, es un problema al que muchas personas tienen que enfrentarse varias veces al día. Y llega a ser tan incomprendido, que resulta muy frustrante y agotador.


A lo largo de las próximas líneas, analizaremos cuáles pueden ser las causas de que tu perro tenga miedo a salir a la calle, y te daremos pautas para ayudar a que esta situación cambie.

El mito de que todos los perros deben pasar mucho tiempo en la calle

A veces se intentan proponer soluciones a un problema global, que sin embargo deja fuera de la estadística a un montón de individuos concretos a los que se les trata como a la mayoría, y que sin embargo tienen necesidades especiales. y el problema de que un perro tenga dificultades para salir a la calle, es un claro ejemplo de esto.

Los perros necesitan salir a la calle, y ejercitarse, además de socializarse con el entorno y con sus congéneres, interactuar con el mundo que les rodea. Tres veces al día con un mínimo de 20-30 minutos cada una, es lo mínimo que podemos pretender que nuestros perretes salgan al exterior a un lugar diferente del que pasan el resto del día. Y esto es así para perros sanos que no presentan ningún problema al respecto.

Sin embargo hay muchos perros que son obligados diariamente a hacer los mismos paseos, e incluso más largos, a propósito de sus dificultades, cuando están en una situación de bloqueo por el miedo o la inseguridad, que no están siendo ayudados a superar.

Perro en el sofá

Salir a la calle tiene que ser la puerta a conseguir percibir un montón de estímulos neutros o positivos en una actitud tranquila o alegre. La curiosidad y el análisis de información deberían ser una constante en los paseos de nuestros perros, además de poder disfrutar del aire libre y el ejercicio sano.

Si tu perro no se encuentra en el círculo de esos perros felices por estar dando un paseo en la calle, en el parque, o en el campo, ahora es un buen momento para que pares y analices qué es lo que está pasando y cómo puedes ayudarle.

¿Por qué puede tener miedo un perro a salir a la calle?

Hay muchos motivos que pueden llevar a un perro a no querer salir de casa. y, de hecho, no todos tienen que acarrear miedo.

Los motivos pueden dividirse en tres:

  • Miedo a lo desconocido: el mundo de puertas para afuera de casa puede ser considerado como un lugar hostil. Los ruidos de la calle, la gente yendo y viniendo, grandes vehículos pasando a gran velocidad o simplemente no saber si existe un refugio seguro en el que poder cobijarse para ver pasar el mundo a su alrededor.
  • Miedo a que se repita algo conocido: cualquiera de los ejemplos anteriores que hayan producido susto o miedo, es motivo para que el perro no quiera volver a repetir esa situación. Perros comportándose de manera inadecuada aunque ni siquiera hayan estado cerca de él o lugares en los que haberse sentido desamparado, sonido de petardos o ruidos de obras… Algo le ha resultado tan aterrador, que es incapaz de superarlo dejando a sus espaldas la seguridad de su casa.
  • Incomodidad, dolor, malestar… Hay perros que se sienten enfermos o doloridos y no quieren gastar sus energías en tener que salir a la calle. Además, un mal manejo de correa también puede representar un conflicto para el perro que prefiera esconderse debajo de una cama antes de tener que pasar por continuos tirones u obligaciones constantes en un paseo que se convierte en todo menos divertido. Incluyo dentro de este apartado la lluvia o el vuiento, que pueden generar inseguridad pero con frecuencia, también incomodidad.

chiuahua en la calle

Ofrece alternativas a la calle

¡Pero el perro necesita salir a la calle!
O bien necesita que gastes el tiempo que usarías en hacer esa salida, en preocuparte porque pueda ejercitarse física y cognitivamente, además de fortalecer vuestro vínculo, que pueda usar como apoyo en futuras salidas. Los juegos de olfato y la propiocepcion, son siempre una fantástica alternativa, así como los que podemos usar cuando el tiempo no acompaña y no tenemos posibilidad de sacar a nuestro compi canino el tiempo habitual.

Si tu compi es de los que tienen dificultades para pasar por un lugar concreto de la calle, o si es precisamente por el único lugar posible de acceso al exterior, te aconsejo que le montes en el coche y le lleves a un lugar más tranquilo o apartado.Hay algunos perros que tienen verdaderos problemas con la zona más urbana, pero que se sienten cómodos en medio de un descampado o en el campo.

Encuentra el porqué de su miedo

Frases como «a mi perra se le pira la pinza» o «es un cagón» no ayudan nada a solucionar el problema. Más bien denotan poca empatía por un animal que no consigue sobreponerse a una situación complicada.

Para encontrar el porqué de su miedo no hay que exponerle de repente a un montón de cosas que le incomodan o le asustan, o que podrían hacerlo. Es más bien un ejercicio de hacer memoria y no de agravar el problema para comenzar a solucionarlo. Recuerda frente a qué momentos, lugares y situaciones ha podido tener una reacción de este tipo y busca un patrón común sobre el que poder ponerte a trabajar.

Justificar su situación poniendo una etiqueta de «es que es así» tampoco hará que las cosas mejoren. Tu perro tiene problemas y es tu responsabilidad encontrar la forma de ayudarle.

perro en casa con la correa puesta

Ofrece soluciones a sus miedos

Los miedos son una tarea tediosa de erradicar. Empoderar a un perro requiere experiencia y cada paso cuenta para que sean hacia delante, y no hacia atrás.

En este blog siempre damos consejos y alternativas para que cada familia pueda llevar a cabo la propia educación de sus miembros peludos, pero en este caso he de confesar que la mejor opción que tienes es valerte de un/a profesional que evalúe tu caso y pueda acompañaros en el proceso. Los pasos en falso se suelen pagar a costa del bienestar de los perros.



Miriam SainzMi perro tiene miedo a salir a la calle

Artículos relacionados

4 comments

Join the conversation
  • Reyes - 20 de agosto de 2019 reply

    Hola, tengo una pastora alemán q en diciembre hará 3años. Un día para otro, al salir a la calle, empezó a tener miedo a todo, sobre todo a los bloques de pisos. Hace 1año que le pasa. He probado con varios entrenadores y sin resultado. No sabemos que pasó para que le entrara ese miedo de repente. Es muy frustrante salir con ella de paseo pk ambas partes lo pasa mal. Antes de ese día, no había problemas con el paseo y ahora es muy miedosa. Si saben de alguna pauta se lo agradecería. Gracias

    Miriam Sainz - 20 de agosto de 2019 reply

    Hola Reyes, ¿habéis comprobado que no tenga dolores a nivel veterinario?
    ¿celos por aquella época, cambios de domicilio o de rutinas?
    Es raro que las cosas se den sin más, aunque no es imposible, por supuesto. Es cierto que saber el por qué nos ayuda enormemente a cambiar una conducta, pero no es imprescindible.
    En realidad, no te puedo dar pautas específicas para vosotros si no os tengo delante y hacemos una valoración concienzuda de la situación. Puedo decirte no obstante, que es con cariño y paciencia como se solucionan las cosas. Tendrás que hacer un trabajo grande de desensibilización, valorando los tiempos en la calle y aumentándolos según necesites.
    Y, lo primero de todo, hasta que te pongas en marcha (¡ayúdate de una persona profesional!), lleva en coche a tu perra a lugares donde no la de miedo: el campo, el parque… zonas sin edificios ni ruidos o movimientos que la generen esa desconfianza.
    Los miedos a salir a la calle no son poca cosa, pero es imprescindible tratarlos porque condicionan la vida de toda la familia.

  • Laura - 27 de agosto de 2019 reply

    Hola! Hace unos días adopté a un cachorro de casi 3 meses. El perrito siempre habia estado en casa con su madre y hermanos hasta que se vino a la mía. El otro día probé a sacarlo a la calle y la situación fue un poco dramática, el animal tiene miedo de todo. Se asusta de los ruidos, los demás perros… y se sienta cada 2×3 porque no quiere seguir caminando. He probado a sacarlo de nuevo y la situación se repite siguiendo más o menos el mismo patrón. Es cierto que cada vez admite más el pasear con la correa (al principio le tenia pavor) pero es ver a cualquier otro perro y empezar a llorar y gruñir. No sé qué hacer

    Miriam Sainz - 3 de septiembre de 2019 reply

    Hola Laura.
    Necesitas ayuda profesional. Nosotras podemos ofrecértela presencial o virtual, pero es importante que le des al cachorro el tiempo que necesite para sentirse cómodo en la calle.
    Olvida el paseo como ir del punto A al punto B, y trabaja con el peque que pueda observar, aunque sea al lado del portal, otros perros y estímulos.
    Te invito a venir a nuestras clases de cachorros http://www.sentidoanimal.es/escuela-animal/escuela-de-perros/cachorros/ y salidas de socialización http://www.sentidoanimal.es/escuela-animal/escuela-de-perros/salidas-de-socializacion-canina/
    Necesita aprender que el mundo no es hostil, y es importante que lo haga aún siendo cachorro, y cuanto antes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.